Vandal

Lo que pudo ser

Cada semana te contamos cómo eran juegos cancelados que nunca vieron la luz, o juegos conocidos que podrían haber sido de otra manera.

Project Atlantis/Game Boy Advance

·
Con la llegada de la portátil a la Consola Virtual de Wii U, recordamos la gestación y las ideas descartadas de GBA.

Esta semana han llegado a la Consola Virtual de nuestras Wii U los primeros juegos de Game Boy Advance, una portátil que, sin el impacto mediático de su sucesora, Nintendo DS, tuvo una gran acogida y, sobre todo, un catálogo envidiable. Hoy vamos a homenajear a esta consola recuperando algunas de las ideas previas que Nintendo barajó a su gestación, así como los detalles sobre Project Atlantis, un proyecto tan oscuro de Nintendo que ni siquiera se sabe a ciencia cierta si acabó siendo Game Boy Advance o, por el contrario, una consola totalmente diferente.

Empecemos con Project Atlantis. Allá por junio y julio de 1996, se comenzaron a disparar los rumores sobre una nueva consola portátil de Nintendo, la cual revolucionaría el mercado con un espectacular salto sobre su predecesora. Ésta era conocida, tal y como hemos señalado, Project Atlantis, o sencillamente, Atlantis. Las especificaciones que aparentemente se habían filtrado eran impresionantes, superando en su CPU no sólo a las que mostraría Game Boy Advance, sino incluso a las que guardaría Nintendo DS.

Atlantis tendría una CPU ARM a 160 MHz, la llamada StrongARM110 o SA110, superiores, como decimos, a la CPU ARM7 a 16 MHz de Game Boy Advance, y el procesador ARM 9 de Nintendo DS. Aunque otros muchos componentes de la arquitectura también afectarían al resultado final, la idea era que esta portátil pudiese mostrar gráficos poligonales, más o menos en la línea de Nintendo 64, o que al menos se le acercase.

De cumplir con estas expectativas, Nintendo podría haber puesto sobre la mesa una auténtica revolución portátil, ya que, además, Project Atlantis contaría con una pantalla de entre dos y tres pulgadas, y con un consumo que esperaba alcanzar hasta 30 horas de juego con tan sólo un par de pilas. Game Boy Color podía aguantar unas 10 horas con dos pilas, así que imaginaos el cambio que esto podría haber supuesto.

Otras fuentes señalaban que este procesador no existía, pero que sí que guardaba uno ARM RISC de 32 bits, pero no con esa velocidad, que permitiría jugar a títulos con la calidad de Super Nintendo sin problemas en la palma de nuestra mano, algo que se acercaba más a lo que finalmente acabaríamos viendo en Game Boy Advance. Algo que nunca se materializaría, eso sí, fue su fecha de lanzamiento, ya que, según informaban las publicaciones de la época, la sucesora de Game Boy Pocket llegaría, "al menos a un mercado" a finales de 1996 o a principios de 1997.

Viendo ahora las cosas en perspectiva, ¿habría sido posible ver una portátil con la calidad gráfica de Nintendo DS dos años antes del lanzamiento de Game Boy Color? Esa pregunta sigue hoy en día sin respuesta, principalmente, porque nadie ha confirmado la veracidad de las especificaciones que hoy recuperamos. Lo que sí se ha confirmado es que Project Atlantis fue real, y que estuvo en desarrollo en el Reino Unido. En 1998, el entonces presidente de Nintendo América, Howard Lincoln, afirmó que era un proyecto cancelado sin conexión con Game Boy Color –consola que iban a lanzar en unos meses–, pero, ¿sería posible que se recuperase Project Atlantis para comenzar a trabajar en Game Boy Advance?

Años más tarde, Masato Kuwahara, jefe del proyecto de Nintendo DSi, reveló alguna de las ideas canceladas que él había propuesto en el ámbito de las portátiles de Nintendo, incluyendo una que podría haber sido Project Atlantis, si bien no coincidiría con las declaraciones de Lincoln, que la ubicaba en el Reino Unido.

Kuwahara mostró una sucesora de Game Boy, desarrollada alrededor de 1995, que, en teoría, era la predecesora de Game Boy Advance. Por una parte, esta consola podría encajar en los rumores de Project Atlantis, pero Kuwahara reveló que contaba con un procesador ARM RISC de 32 bits, por lo que lo lógico es pensar que se trataba de la portátil de potencia similar a Super Nintendo que otras fuentes recogían. Lo que es indudable es que los rumores de las publicaciones de la época tenían una base real, y, en efecto, Nintendo trabajaba en una portátil sensiblemente más potente que Game Boy Color. En la propia diapositiva vemos que se califica como "predecesora de Game Boy Advance", seis años antes de que ésta se comercializase.

Esta consola no terminó de funcionar por varias razones. La primera era que el rendimiento gráfico no era el esperado, y estaba muy por debajo de las expectativas de Nintendo. La segunda fue su desmesurado tamaño, el cual, para que os hagáis una idea, podéis comparar con la Nintendo DS Lite que hay a su derecha.

Suponemos que la Gran N prefirió esperar y dosificar sus recursos hasta que la tecnología evolucionase lo suficiente como para ofrecer una portátil con la calidad de Super Nintendo, pero que cupiese en un bolsillo y que no drenase las pilas en un par de horas. De una manera u otra, el procesador de 32 bits ARM que se había estado intentando poner en marcha desde mediados de los años 90, finalmente se materializó en Game Boy Advance, la cual, estamos seguros, heredó mucho de estos proyectos que hoy recuperamos.

Un detalle también curioso es cómo "la predecesora de Game Boy Advance" ya contaba con cuatro botones frontales, algo que destaca su potencial fin de acercarse a Super Nintendo, y cómo Game Boy Advance trasladó dos de estos cuatro botones a la parte superior de la consola. El misterio de Project Atlantis sigue tan oculto como la mítica ciudad, pero no deja de ser interesante recuperar la ambición tecnológica de la que Nintendo hacía gala hace ya casi veinte años.

ANTERIORES
Lo que pudo ser
18:26 23/3/2014
Mega Drive estaba ya lista para recibir su casco de realidad virtual, pero, de nuevo, no era el momento.
Lo que pudo ser
19:23 30/3/2014
Midway intentó hacer su propio inFamous, al que le falló la primera vez la editora y la segunda la comunidad.
SIGUIENTE
Lo que pudo ser
17:52 13/4/2014
Os hablamos de los proyectos de control de movimiento de Rare antes de centrarse en Kinect.

Gel-chan · 10/04/2014 14:18
[respuesta:45]La verdad es que no soy muy manitas que digamos. Si me dices dónde la compraste y cuánto te costó por privado me conformaría ^^[/respuesta]

GenG · 10/04/2014 13:32
[respuesta:44]Yo la compré ya instalada y se ve de maravilla salvo el problemilla ese de ghosting por la fabricación barata de las pantallas y que sólo es acusado en juegos con movimiento, sin llegar a ser tan exagerado como en la PSP 3000 que tengo. Supongo que más adelante mejorará la calidad de las pantallas.

Si piensas comprarte la pantalla e instalarla tú, tienes que comprar el modelo de pantalla acorde a tu consola. La instalación es una chorrada, sólo hay que soldar un cable y quitarle algo de plástico con un cuchillo al reverso de la carcasa. Todo esto te lo puedo comentar por privado si te interesa.[/respuesta]

Gel-chan · 10/04/2014 12:56
[respuesta:43]Más info please, aunque sea por privado. Compré una pantalla de SP, pero me gustaría usar la de una AGS-101. Si puedes contarme más, te lo agradecería.[/respuesta]

GenG · 10/04/2014 10:23
[respuesta:38]Yo tengo una GBA original modeada y es una delicia a pesar del pequeño problema de ghosting que tienen estas pantallas chinas. Nada demasiado grave comparado con la viveza de los colores, el brillo y la ergonomía del diseño original.[/respuesta]

Gel-chan · 09/04/2014 23:46
[respuesta:41]Precisamente la estoy resucitando con uno de mis juegos favoritos (que aún hoy no me había terminado al 100%), el gran Wario Ware Twisted (USA).

Una delicia de consola. A ver si pillo alguna modeada con la retroiluminacion de una AGS-101.[/respuesta]

Flecha subir