Vandal

Cómo combatir y matar guardianes en Zelda: Breath of the Wild

Aprende a vencer a estos durísimos enemigos que pueblan Hyrule y benefíciate de las recompensas.
·

Los guardianes, unos enemigos mecánicos que habitan todo el Reino de Hyrule, y son sin duda uno de los enemigos más duros que nos podemos encontrar en todo el juego.

Hay varios tipos de guardianes, como los caminantes, torreta o incluso voladores, y a continuación os vamos a decir dónde encontrarlos, que recompensas obtendremos al derrotarlos, y consejos de combate para hacerles frente.

Los guardianes detectarán a Link en cuanto se ponga en su campo de visión, y comenzarán a apuntarte con un láser rojo, hasta que disparen un potente rayo azul, que si te alcanza te hace un gran daño.

Además de poder esconderte detrás de algún objeto o partes del escenario para evitar estos disparos, también podemos bloquearlos con el escudo, aunque en la mayoría de las ocasiones quedarán destruidos.

La mejor manera de destruir guardianes es ejecutar la guardia perfecta, un movimiento que se realiza teniendo el escudo desenfundado y pulsando el botón A justo antes de que te alcance el rayo. Es un movimiento muy exigente y que requiera bastante pericia, pero si lo hacemos bien devolveremos el disparo y destruiremos el guardián, o al menos lo dejaremos muy tocado.

También puedes acabar con los guardianes con tus armas normales y con las flechas, pero tardaremos un buen rato y dejaremos muy mermada su durabilidad. Las armas ancestrales son muy eficaces contra los guardianes, y las obtendremos tanto derrotando miniguardianes en los santuarios, como en el Laboratorio de Akkala, ya que un terminal de esta localización nos permite adquirir equipamiento ancestral a cambio de materiales que entregan los guardianes al ser derrotados.

Esta es la localización del Laboratorio de Akkala:

Otro método muy efectivo es disparar flechas en el ojo azul de los guardianes, especialmente si son eléctricas, ya que inutilizan al enemigo durante unos valiosos segundos. También son muy efectivas las flechas ancestrales, aunque también muy valiosas. Además de poder conseguirlas a cambio de materiales en el Laboratorio de Akkala, se pueden obtener también en el peligroso Castillo de Hyrule.

Al haber diferentes tipos de guardianes, ten en cuenta que puedes cortarle las piernas a los caminantes, dejándolos inmovilizados, y a los voladores puedes destruir sus propulsores para que dejen de planear en el aire.

A continuación os dejamos la lista de los diferentes guardianes que podemos encontrar y las recompensas que obtendremos al derrotarlos.

Guardián deteriorado

  • Salud: 500
  • Nivel: 5
  • Ubicación: Meseta de los albores, Montaña de la muerte.
  • Materiales de recompensa: Tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral.

Guardián torreta

  • Salud: 1500
  • Nivel: 10
  • Ubicación: Castillo de Hyrule
  • Materiales de recompensa: tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral, núcleo ancestral, gran núcleo ancestral.

Helizón

  • Salud: 1000
  • Nivel: -
  • Ubicación: Llanura de Hyrule, Castillo de Hyrule
  • Materiales de recompensa: tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral, núcleo ancestral.

Guardián volador

  • Salud: 1500
  • Nivel: 15
  • Ubicación: Llanura de Hyrule, Sierra de Akkala
  • Materiales de recompensa: tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral, núcleo ancestral, gran núcleo ancestral.

Guardián caminante

  • Salud: 1500
  • Nivel: 15
  • Ubicación: Llanura de Hyrule
  • Materiales de recompensa: tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral, núcleo ancestral, gran núcleo ancestral.

Miniguardianes

Los miniguardianes son unos enemigos que nos encontraremos en los santuarios, y tendremos que derrotarlos para obtener el correspondiente símbolo de valía. Hay cuatro versiones de ellos, a cada cual más difícil, y a continuación os damos algunos consejos para derrotarlos.

Uno de sus ataques son ráfagas de disparos, y basta correr a su alrededor para esquivarlos, no resultan una gran amenaza.

Sus principales ataques son con armas cuerpo a cuerpo, como espadas, hachas y lanzas ancestrales, y para salir airosos deberemos dominar una elusión perfecta, relativamente sencilla de realizar al contar con movimientos predecibles. Este movimiento se realiza esquivando en el momento justo, como os explicamos en la sección de combate.

Uno de sus ataques más peligrosos es el ataque giratorio con cuchillas. Antes de realizarlo verás que el miniguardián salta hacia atrás y se detiene durante unos segundos para preparar el ataque. Esquivarlo es muy difícil, por lo que mejor es detenerlo con algún obstáculo en su camino.

En algunos santuarios hay pilares de piedra, por lo que basta con ponerse detrás de uno. En otros no hay estas estructuras, pero puede que haya agua en el suelo, por lo que podremos crear cubos de hielo con la piedra sheikah, o cajas metálicas, que podremos mover con el imán. Al chocarse el miniguardián con un objeto quedará muy dañado, momento que tendremos que aprovechar para golpearle.

Otra ofensiva que realizan los guardianes es un ataque láser giratorio, que basta alejarse lo suficiente para esquivar. Si por lo que sea no nos ha dado tiempo a alejarnos de su radio de acción, deberemos usar la paravela para evitarlo, ya que mientras realiza esta acción se genera una corriente de aire que podemos usar a nuestro favor.

Cuando ya estén muy dañados, algunos miniguardianes empezarán a cargar un ataque láser muy poderoso. La única manera que tenemos de defendernos de este ataque es escondiéndonos detrás de un objeto, o realizando una guardia perfecta con el escudo.

Si estás en un momento muy avanzado del juego y ya cuentas con armas con daño elemental, las eléctricas son muy efectivas, para inutilizarlos durante unos segundos. Y las de hielo también, para congelarlos y rápidamente cambiar a un arma más poderosa para golpearles.

Estos son los diferentes tipos de miniguardianes que podemos encontrar y sus recompensas.

Miniguardián

  • Salud: 13
  • Nivel: 4
  • REcompensas: tornillo ancestral, resorte ancestral.

Miniguardián 2.0

  • Salud: 375
  • Nivel: 14
  • REcompensas: tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral.

Miniguardián 3.0

  • Salud: 1500
  • Nivel: 24
  • REcompensas: tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral, núcleo ancestral.

Miniguardián 4.0

  • Salud: 3000
  • Nivel: 34
  • REcompensas: tornillo ancestral, resorte ancestral, engranaje ancestral, eje ancestral, núcleo ancestral.
Flecha subir