Vandal
Vandal juegos retro

Juegos Retro

Una mirada semanal al pasado, recordando grandes juegos clásicos y momentos de la historia del videojuego.

El tercer shock de Treasure: Alien Soldier

·
¡Es el momento de poner el corazón de Mega Drive al rojo vivo!

Treasure es una compañía de videojuegos especial. Hartos del corsé que les imponía la industria, construyeron su casa con sus propias manos y desde allí fabricaron algunos juegos que muchos años después han sido reconocidos y algunos elevados a leyenda, puesto que en los momentos que fueron lanzados no solo había -en algunos casos- otros juegos que eclipsaron a estos, sino también los hasta ahora tres títulos que hemos visto de Treasure, que se salían de las directrices marcadas por otros juegos.

Uno de los componentes esenciales que debía tener todo juego de Treasure era un ritmo frenético, tremenda imaginación y una gran dificultad. Todo esto vuelve a estar presente en Alien Soldier, pero con algunas grandes mejoras como fueron los password para continuar en la fase que nos quedamos, un punto que sin duda se echaba en Gunstar Heroes y Dynamite Headdy.

Un soldado alienígena, la esperanza

Manejamos a Epsilon Eagle, miembro de una raza genéticamente creada y capaz de coexistir en un mundo de maquinaria y alienígenas, además de humanos acostumbrados ya a todo este tipo de diferentes vidas. Epsilon era el líder de la organización criminal "Scarlet", (grupo con diferentes habilidades como poseer y controlar a su antojo a las demás criaturas y maquinaria), antes de que fuera atacado por un grupo de fuerzas especiales encabezada por Xi-Tiger, que busca derrocar al nuestro amigo para controlar a la organización.

Logra controlar a Epsilon y este es encarcelado mientras el nuevo líder controla a la organización a su antojo y con el fin de controlarlo todo.

Pronto los propios miembros quieren que Epsilon vuelva a ser su líder, y Xi Tiger consciente de esto desea mantener el control de la organización y para tenerlo para siempre decide acabar con Epsilon.

Este logra escapar antes y en su huida, se escondió en el cuerpo de un niño con poderes paranormales, y cuando su némesis le encuentra, toma a una niña y la amenaza con hacerla daño si no se revela y sale del cuerpo de aquel niño. Aquel niño entra en cólera y los cuerpos son fusionados dando como resultado un híbrido humano-águila, y huye con su nueva forma y con Xi-Tiger sosteniendo el cuerpo sin vida de la niña.

Pero surge un problema más, Epsilon formó parte de una organización criminal creada para acabar con la raza humana, pero el percance con este niño le hace replantearse todo. Entra en un conflicto moral entre este niño y su organización, mientras Xi-Tiger lidera con mano de hierro y ataques más brutales y feroces. ¿Logrará Xi-Tiger controlar por siempre a la organización y destruir a toda criatura que muestre oposición? ¿Epsilon decidirá volver a su organización y seguir haciendo el mal contra los humanos, o se arrepentirá? Lo que es seguro es que los dos se buscan y cada uno pondrá todas sus fuerzas para acabar esta guerra.

Imagen 201156125126_1

!VisualShock, SpeedShock, Soundshock!

Después de una intro escrita en un hilarante inglés con traducciones ciertamente desacertadas, pasamos a elegir las armas de nuestro hombre-pájaro, escogiendo hasta cuatro de diferentes calibres y modos de destrucción, o si lo preferimos la misma arma cuatro veces, aunque se apagaría su parte estratégica formada por la diferente selección de armas o combinaciones de estas.

Cada arma tiene su munición limitada, que aumentaremos destrozando criaturas a lo largo del nivel, cosa que por cierto y de manera casi instantánea, -después de la mencionada selección de armas- ya estamos en el primer nivel.

Como todo juego de "correr y disparar" Alien Soldier sigue al pie de la letra estas dos palabras, pues mientras otros juegos similares como por ejemplo la saga Contra también siguen estas directrices, el juego de Treasure vuelve a salirse de la línea marcada con un tempo de juego tremendamente superior a la gran mayoría de los títulos de su estilo.

Este tempo, también presente en muchos de sus otros juegos, es uno de los sellos de Treasure, donde los movimientos rápidos, -como el dash para esquivar enemigos o buscar mejor posición y cambio de armas en segundos- dotan al juego de una dificultad también propia de una obra de estos ex empleados de Konami y también de la propia época.

Imagen 201156125254_1

Imagen 201156125254_2

El juego, directo al libro de los Record Guinness Gamers Edition 2010

Por todos iba siendo ya conocida la devoción de estos chicos por los jefes de final de fase, cosa que ya quedó patente con Gunstar Heroes y Dynamite Headdy, donde la variedad y la imaginación iban de la mano en cuanto a cantidad de estos "final boss".

Y ahí es donde Alien Soldier, bajo la categoría de "mayor cantidad de batallas de jefes en un juego de correr y disparar", entra nuestro juego de hoy, puesto que en sus 25 niveles encontraremos nada más y nada menos que ¡¡31 jefes finales!! Unos jefes que serían recordados por su ingente cantidad, y también sus diseños, pues todos estaban "articulados" formando con varios sprites unos jefes grandes y dotados de animaciones suaves y vistosas.

Los niveles son muy muy cortos, puesto que entre algunos jefes finales y otros apenas pasan unos segundos y sino, mirad:

Este vídeo, que pertenece a un jugador que conoce el juego a la perfección y esta practicando un "speedrun" (practica que se basa en pasarse un juego en el menor tiempo posible, grabarlo en vídeo y dejar su récord en forma de minutos y segundos en los que tarda en completarse un juego), pero desde luego que jugar de esta manera pierde su gracia, aunque el autor ha debido de pasar muchas horas para conocerse al dedillo tal cantidad de niveles, enemigos y glitches (pequeños bugs para sacar provecho de una situación).

Dos niveles de dificultad, supereasy y superhard también denotaban otra característica de Treasure, la carencia de los términos medios. En estos dos modos, pero por lógica en el modo super hard, debíamos dominar todas las habilidades de Epsilon, el teleport para esquivar enemigos y una habilidad también muy del gusto de Treasure (vista en otros juegos, y en sus shoot 'em up de scroll vertical) que consistía en absorber la energía de los disparos de los enemigos, presionando en el momento exacto en el que iban a impactar en nuestro cuerpo, sin duda una labor para expertos en pantallas cargadas de enemigos y disparos para absorber.

Acabamos hablando del sonido, que en este caso aunque notable, no llega al nivel excelso de la variedad de Dynamite Headdy en cuanto a calidad y variedad, ni a Gunstar Heroes, aunque queda muy cerca de este, la mayoría son músicas frenéticas entrelazadas con sonidos de ambientación futurista y algún remix de otro juego anterior a Alien Soldier y también de Treasure:

Lanzado en Japón y Europa en 1995 (en EEUU no se quiso lanzar pensando en que tendría poco éxito), Alien Soldier es otro tesoro jugable y visual de Treasure no apto para todo tipo de públicos, como muchos de sus otros juegos, pero quizás a sabiendas de ello.

Estas tres primeras joyas demostraron que Treasure era diferente por muchas razones, y aunque sus juegos no han sido reconocidos en su tiempo, podemos decir que ellos no fueron profetas en su tierra por esto mismo. No fueron reconocidos ni en 1994 ni en 1995, pero para eso estamos nosotros, rescatándolos del tiempo y presentándoselos a algunos y recordándoselo a otros, como también recordando que está disponible en la consola virtual y en el recopilatorio de PS2 Sega Ages 250 Treasure box disc junto a los anteriores dos juegos.

Pero antes de seguir con los juegos de esta mítica compañía tomémonos un pequeño descanso. La semana que viene nos alejaremos del frenetismo que a los juegos de Treasure le corrían por sus venas y nos iremos lejos, a un sitio donde reine la paz, en una pequeña abadía benedictina donde el tiempo pasa despacio y reina la tranquilidad y nunca sucede nada que la altere, ¿o sí?.

Sea como sea, Epsilon encontrará su respuesta a si hacer caso a su parte que le liga a la humanidad, o seguir haciendo el mal.

Imagen 20115612570_1
ANTERIORES
Retro
19:09 25/4/2011
Comenzamos nuestro repaso a la trayectoria de la compañía japonesa de culto.
Retro
18:42 29/4/2011
Dynamite Headdy. Recordamos el plataformas con personalidad y con cabeza de Treasure.
SIGUIENTE
Retro
17:00 13/5/2011
Recordamos uno de los mejores juegos de la época dorada del software español.

Craymen · 05/06/2011 23:17
Técnicamente es brutal. De lo mejor de los 16 bit y un claro exponente de lo que podía mover una MD y no la competencia. A nivel jugable me gusta más Gunstar Heroes, pero a nivel técnico Alien Soldier es insuperable dentro de su género.

CRITICON · 28/05/2011 06:30
no había visto el artículo en su momento. Me agrada que Vandal rescate estos juegazos de Treasure. Para mí este junto al Gunstar e Ikaruga deben ser los 3 mejores juegos de Treasure de la historia. Y eso que amo Sin & Punishment, Guardian Heroes o Radiant Silvergun. Afortunadamente muchos de estos están apareciendo en el Live Arcade :D

Rad · 11/05/2011 03:18
increible juego hasta hoy, siendo una de las joyas mas caras de Megadrive con Megaman Willy Wars, vale la pena tenerlo por lo menos en Sega Ages 2500 : Gunstar Treasure que viene con Dinamite Headdy, Gunstar Heroes y Alien Soldier, una joya increible y en 480p para las teles hd se les agradece que tenga filtros tambien de suavicacion de sprites :D

Akuma · 09/05/2011 18:15
Depués de darle bastante caña al juego, debo decir que está mucho mejor de lo que pensaba. Jefes finales como antaño, aprendernos rutinas y buenos reflejos, el monstruo del caballo, para mi de los mejores, eso sí para mi gusto abusan mucho de que todos sean articulados con varios sprites, pero bastante jugable y muy recomendable :).

Alaru · 07/05/2011 23:08
Este personaje es como si fuera Falco fusionado con Captain Falcon. joer si hasta los atakes se parecen XD

Flecha subir