Vandal

El Equipo en Fire Emblem Echoes: Shadows of Valentia

Así funciona el sistema de equipamiento de este remake de Fire Emblem Gaiden para Nintendo 3DS.
·

En Fire Emblem Echoes: Shadows of Valentia podemos equipar a nuestros personajes con un único objeto a nuestra elección. Existen cuatro tipos diferentes entre los que escoger: armas, escudos, accesorios y consumibles.

  • Armas: Tal y como era de esperar, las armas mejorarán, por lo general nuestro atributo de ataque, aunque dependiendo de su peso también nos restarán más o menos velocidad. También pueden mejorar otros atributos, cambiar nuestro tipo de ataque de físico a mágico, permitirnos atacar a una mayor distancia, etcétera, por lo que cada pieza de armamento que encontremos es un mundo en sí mismo. A diferencia del resto de tipos de objetos, estas solo pueden ser equipadas si son del tipo que nuestra unidad sepa manejar. De este modo, si una unidad está especializada en espadas, no podrá blandir ni lanzas ni hachas, por mencionar un ejemplo. Destacar que las armas también influyen en nuestra probabilidad de acertar al enemigo, por lo que es algo a tener muy en cuenta antes de equiparlas.
  • Escudos: Estos objetos suelen subir nuestros atributos defensivos, aunque dependiendo de su peso también pueden disminuir nuestra velocidad. Lo más recomendable es que se los equipéis a personajes con muy poca defensa y que no sean especialmente rápidos (por lo que el penalizador de velocidad apenas se notará, ya que probablemente fuesen a recibir ataques dobles de todas maneras de las unidades medianamente veloces), como los sacerdotes, ya que así podréis garantizar su supervivencia en el campo de batalla al evitar que reciban grandes golpes por sus pobres estadísticas defensivas naturales.
  • Accesorios: Estos son objetos que podemos equipar para que nos otorguen unas habilidades concretas, como la posibilidad de curarnos una determinada cantidad de puntos de vida tras cada turno. Son una gran opción cuando no nos compensan para ciertos personajes ni las armas ni escudos que tenemos.
  • Consumibles: Tal y como su propio nombre indica, son objetos que podemos utilizar una única vez. Sus principales funciones son las de curarnos tanto puntos de vida como fatiga.

Aprendizaje de habilidades y técnicas

Muchas armas y escudos suelen otorgarnos diferentes habilidades pasivas y técnicas de combate, aunque no siempre estarán todas desbloqueadas desde el principio. De este modo, tendremos que hacer que nuestras unidades aprendan a dominar dichas piezas de equipo para obtenerlas y poderlas utilizar.

Para ello, simplemente tendremos que combatir todo lo que podamos con el objeto en cuestión equipado para que el personaje que hayamos escogido vaya ganando experiencia con él. Cada vez que suba un nivel de dominio, desbloquearemos una de sus posibles habilidades o técnicas. Eso sí, tened en cuenta que si luego le quitáis dicho objeto no podrá seguir utilizándolas aunque las haya aprendido a menos que la nueva pieza de equipo permita su uso.

Mejorar armas y escudos

Tanto las armas como los escudos pueden ser mejorados en los herreros que encontraremos en varias localizaciones. Para ello tendremos que invertir monedas de plata y de oro, según lo que nos pidan, algo que dependerá tanto del nivel de mejora que queremos como del arma o escudo en cuestión. Por lo general, mientras más poderosa y rara sea, más caras resultarán las mejoras.

El número de veces que podemos mejorar un objeto se indica con las estrellas que hay junto al nombre del arma o del escudo, las cuales se irán iluminando con cada mejora que realicemos. También existen ciertas piezas de equipo oxidadas que tendremos que mejorar al menos una vez para que se conviertan en algo que podamos utilizar, aunque por lo general nunca sabremos en qué se convertirán, pudiendo ser tanto una extraña y valiosa arma como un escudo normal y corriente que apenas ofrezca protección.

Como podréis imaginar, mejorar nuestras piezas de equipo potenciará sus diferentes atributos, como el ataque o la precisión, y reducirá sus penalizadores, como los de velocidad.

Buscar en la guía

Flecha subir