PEGI +18
PlayStation 3Compra Anarchy Reigns en FNAC
Lanzamiento: · Género: Acción / Lucha
También en: X360
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Platinum Games
Producción:
Distribución: Koch Media
Precio: 34,95 €
Jugadores: 1-16
Formato: Blu-ray
Textos: Español
Voces: Inglés
Online: hasta 4 jugadores
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Anarchy Reigns para PlayStation 3

ANÁLISIS

Avance de Anarchy Reigns para PlayStation 3

Anarchy Reigns, golpes salvajes, armas mortíferas y atroces personajes. El nuevo online de Platinum y Sega que llegará en otoño de este año.

La expansión de los juegos online está siendo una de las constantes en el mundo del videojuego durante los últimos años. Los juegos de rol, estrategia y shooters están copando un mercado donde cada vez existen más posibilidades de encontrar eventuales compañeros de nuestro juego preferido.

Lo que antes significaba quedar con los colegas y echar unas partidas ha cambiado en nuestro imaginario. Ahora –sin despreciar nunca la compañía de los buenos amigos a la hora de jugar-, Internet nos abre un gran abanico de posibilidades donde jugar. Y no solo a los géneros que hemos dicho antes. Hoy os hablaremos de Anarchy Reigns, un juego online para Xbox 360 y PlayStation 3 basado en los beat’em up y hack’n’slash de Platinum, la compañía responsable de juegos como Bayonetta o Vanquish. A todo esto le tenemos que añadir un nombre, Atsushi Inaba, autor de Madworld.

La acción sin límites de lo nuevo de Platinum Games.
Compartir
HD

Después de todo la ristra de nombres, a los que seguramente estaréis hartos de jugar –en el buen sentido de la palabra– entenderéis que sumarle un buen online a estos gráficos, personajes e historia, tiene su razón de ser. La idea es buena, y el hecho de mezclar acción y habilidades en línea puede funcionar. El hecho es que aficionados al género no faltan y seguro que gustarán de repartir a diestro y siniestro midiéndose a otros jugadores de su mismo nivel.

Las posibilidades que se abren ante un título de estas características son muchísimas. Descargables, batallas de diferente índole, nuevos modos de juego, torneos, campeonatos… pero también tenemos que tener en cuenta lo que aporta o puede aportar de nuevo. Aparte del juego masivo no vemos que, en principio, Anarchy Reigns vaya a destacar en algo. En general será un juego bien hecho, que nos va a proporcionar buenos ratos de juego y que, si el lag nos lo permite, va a hacernos disfrutar de personajes con grandes poderes contra la habilidad de nuestros rivales.

Asegurando el tiro

Si analizamos el juego tal como viene anunciándose hasta el momento podríamos decir que no le falta de nada. Diferentes modos de batalla: por parejas, por equipos o batalla campal, es decir, todos contra todos, ofreciendo un buen abanico de posibilidades para plantearnos nuestras batallas.

Los modos no fallan y aseguran una buena explosión de adrenalina y sangre a partes iguales. Los diferentes pasajes ingame así lo demuestran, grandes armas, ataques muy violentos y un entorno entre futurista y post apocalíptico que enmarca muy bien una lucha sin cuartel donde sobrevive solo el más fuerte.

Y es entre los personajes –que os dimos a conocer de forma exclusiva en Vandal– donde encontramos uno de los puntos fuertes del juego. Tendremos un gran número de héroes de nueva hornada pero también los habrá que salgan directamente de un juego o que recuerden en gran medida a los protagonistas de otro.

Entre los que llaman más la atención se encuentra Jack, el ciborg que ya nos hizo disfrutar en Madworld. El protagonista de este juego, un "bicho" de 230 kilos y dos metros de altura, será una de las posibilidades a tener en cuenta al entrar en combate. Su doble moto sierra en el brazo derecho será una gran baza a jugar contra nuestros enemigos.

Por otra parte, encontramos a Sasha, a la que también nombraremos como "La reina del hielo" y que tiene un gran parecido con la protagonista de otro de los juegos que hemos nombrado antes, Bayonetta. Entre sus poderes encontraremos el de congelar a sus enemigos para luego rematarlos brutalmente y convertirlos en pedazos de lo que un día habían sido. Por pequeña que parezca, sus 53 kilos son suficientes para enfrentarse y "reventar", literalmente, a un monstruo que la triplica en peso y altura.