PEGI +7
Xbox 360Compra Babel Rising XBLA en FNAC
Lanzamiento: · Género: Estrategia
También en: PC
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Mando Productions
Producción:
Distribución: Xbox Live
Precio: 800 mp
Jugadores: 1-2
Formato: Descarga
Textos: Español
Voces: -
Online: Marcadores
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Babel Rising XBLA para Xbox 360

Insuficientes votos para figurar en los rankings.
ANÁLISIS

Análisis de Babel Rising XBLA para Xbox 360

Jorge Cano · 25/6/2012
Juega a ser Dios e impide que los babilonios construyan la Torre de Babel en un entretenido juego de estrategia que no consigue destacar en nada.
GRÁFICOS
-
SONIDO
-
TOTAL
6
DIVERSIÓN
-
JUGABILIDAD
-
Versión Xbox 360. También disponible en Ordenador.

Cuenta el antiguo Testamento que el pueblo babilonio intentó construir una torre tan alta que alcanzará el cielo, y Dios, para evitar el éxito de la edificación, hizo que los obreros comenzasen a hablar diferentes idiomas y aquello se convirtió en un caos, impidiendo su construcción y provocando que la gente se dispersara por toda la Tierra propagando las diferentes lenguas. Esta es la versión más popular, aunque también hay otra recogida en el Apocalipsis que habla de grandes vientos y rayos salidos del cielo, que es lo que haremos en este juego.

Juega a ser Dios en este divertido juego descargable.
Compartir
HD

Babel Rising es un título descargable para Xbox Live y PlayStation Network que apareció hace unos meses en móviles en una versión 2D y que ahora también se puede encontrar en la App Store en su versión 3D, similar a la que hoy estamos tratando. Tendremos que tomar el papel de Dios e impedir que los trabajadores babilonios construyan una enorme torre, y para impedirlo no nos inventaremos diferentes idiomas para confundirlos, sino que utilizaremos más bien la fuerza bruta.

Poderes afines al fuego, el agua, la tierra y el viento que acabarán con las numerosas oleadas de obreros que incansablemente intentan levantar la torre. Estamos por tanto ante una especie de tower defense, aunque en vez de impedir su destrucción, tenemos que evitar su construcción. En el modo Campaña muy lentamente –quizás demasiado- nos van enseñando las nociones básicas para aprender jugar, en un título que es bastante sencillo y simple, lo que acaba jugando bastante en su contra.

Con el stick izquierdo movemos un puntero y con el derecho la cámara, girando alrededor de la torre o ascendiendo de manera vertical, y con los cuatro botones principales del mando lanzamos los diferentes poderes. Antes de comenzar una misión tendremos que equipar dos elementos de los cuatro disponibles –fuego, agua, viento y tierra-, aunque hay fases que no nos dejan elegir y nos obligan a jugar con dos predeterminados. Cada elemento tiene dos tipos de ataque: poder local y de seguimiento. El primero es un ataque que cae en un sitio concreto, y el segundo es un ataque que podemos arrastrar, por ejemplo dejando una columna de fuego y afectado a un área más amplia.

En el caso del fuego podemos lanzar una bola de fuego o crear un muro; con el agua o bien lanzamos lluvia, una nube que ralentiza el movimiento de los obreros que se encuentran debajo de ella, o usamos la ventisca, una columna de frío que congela y destruye a todos los trabajadores a los que toquemos. Con el poder del viento podemos lanzar un rayo que electrocuta o un tornado que manda a los babilonios por los aires, y con la tierra podemos lanzar una piedra que aplasta solo a un obrero cada vez o bien crear una escisión, una columna de piedra que arrasa con todo lo que pilla.

Metacritic