PEGI +3
WiiCompra Pikmin en FNAC
Lanzamiento: · Género: Estrategia
También en: GCN
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Nintendo
Producción:
Distribución: Nintendo
Precio: 29,95 €
Jugadores: 1
Formato: 1 DVD
Textos: Español
Voces: ---
Online: No
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Pikmin para Wii

#126 en el ranking de Wii.
#1969 en el ranking global.
ANÁLISIS

Análisis de Pikmin para Wii

Víctor Moyano · 9/2/2009
Nintendo estrena New Play Control con Pikmin.
GRÁFICOS
6.5
SONIDO
7
TOTAL
7.5
DIVERSIÓN
8
JUGABILIDAD
9
Versión Wii. También disponible en GameCube.

Sin duda, una de las compañías que más éxito está consiguiendo en esta generación es Nintendo, que gracias a su nuevo modelo de negocio ha expandido la industria del videojuego hasta límites inimaginables. Por desgracia, la consola por la que apostaron la generación pasada, Gamecube, no corrió la misma suerte que su predecesora, por lo que muchos de los juegos estrella de ésta pasaron desapercibidos ante el público que a día de hoy posee una Wii.

Con el fin de enriquecer un poco más el catálogo y -de paso- rescatar viejas glorias, Nintendo presenta una nueva línea de videojuegos llamada New Play Control, cuya principal baza es la adaptación de juegos de Gamecube aprovechando las funcionalidades del wiimote. De esta manera, uno de los primeros juegos que aparecerán en el mercado europeo será Pikmin, la famosa serie de estrategia que sorprendió a los usuarios de la consola morada gracias a un derroche de originalidad poco antes visto en la industria, mientras que en Japón disfrutarán antes de Mario Power Tennis.

Los rasgos principales de Pikmin en su paso a Wii.
Compartir
HD

Una historia de zanahorias Pikpik

La historia de Pikmin cuenta cómo el Capitán Olimar, un humanoide que regresa a casa en un viaje espacial, choca contra un asteroide fuera de control, desviándole de la ruta principal y aterrizando forzosamente en un planeta desconocido. Por si esto fuera poco, el impacto con la atmósfera ha hecho que las piezas más importantes del cohete -30 para ser exactos- se desprendieran, cayendo en distintos puntos del planeta. ¿Nuestra misión? Conseguir las piezas vitales de Dolphin -una clara referencia al nombre en clave que tuvo durante determinado tiempo Gamecube- y volver sano y salvo a casa en menos de 30 días, pues la oxigenación del planeta es incompatible con el sistema respiratorio de Olimar.

Así pues, en la búsqueda de las piezas, Olimar se encuentra con una extraña planta que desprende una semilla que, al poco tiempo, brota y se convierte en una forma de vida completamente inusual: una especie de humanoide de color rojo acabado en flor. Anotando en su diario dicho descubrimiento, Olimar decide llamar a este peculiar ser pikmin, dada su similitud con las zanahorias Pikpik, su comida favorita. Explorando un poco más en estos seres, Olimar se da cuenta de que la ayuda de estos seres puede ser un requisito más que indispensable si planea volver a casa sano y salvo.

Sin Pikmin no hay diversión

Pocos fueron los que en su día apostaron por los juegos de estrategia en tiempo real en videoconsola. El combo teclado y ratón hace las delicias de los jugadores más dedicados al género, y en muchas ocasiones hemos visto como las adaptaciones a consola de juegos de estrategia nunca han llegado a buen puerto. Sin embargo, Shigeru Miyamoto ideó una nueva obra de estrategia pensada única y exclusivamente para videoconsola, siendo el resultado más que notable tanto para usuarios como para crítica.

http://www.vandal.net/media/9547/200928192338_10.jpg

La idea original del juego es de lo más sencilla a la par que divertida: tendremos que reunir el mayor número de pikmins disponibles para llevar a cabo las tareas de exploración del planeta. El cómo hacerlo es la clave de la jugabilidad de la obra, pues tendremos que ir aumentando el número de seres en función de lo que vayamos encontrando por el camino. Por ejemplo, empezamos con un solo pikmin, indefenso ante cualquier peligro e ineficaz para las tareas más difíciles de exploración, sin embargo, bastan dos manitas para transportar el "néctar" de una flor característica a la nave nodriza de los pikmin, engendrando nuevas semillas que se transformarán en nuevos ayudantes. De la misma manera necesitaremos a nuestros "súbditos" para transportar las piezas de la nave, construir puentes para cruzar ríos, destrozar muros e incluso evitar que un monstruo gigante se coma al astronauta. Siendo francos, las habilidades de Olimar -aparte del liderazgo- son más bien nulas, por lo que tendremos que estar atentos al contador de pikmin que aparece en pantalla. No queremos estar envueltos en una batalla en la que -solos- no podemos ganar.