WiiCompra Los Tres Mosqueteros: ¡Uno para todos! WiiW  en FNAC
FICHA TÉCNICA
Producción:
Precio: 900 puntos
Jugadores: 1
Formato: WiiWare
Textos: Español
Voces: Español
Online: No
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Los Tres Mosqueteros: ¡Uno para todos! WiiW para Wii

Insuficientes votos para figurar en los rankings.
ANÁLISIS

Análisis de Los Tres Mosqueteros: ¡Uno para todos! WiiW para Wii

Alberto Pastor · 7/8/2009
Los Tres Mosqueteros se estrenan en Wii con un buen juego de plataformas y acción.
GRÁFICOS
-
SONIDO
-
TOTAL
6.5
DIVERSIÓN
-
JUGABILIDAD
-
Versión Wii.

El estudio Legendo publicó en 2006 para compatibles un discreto juego de acción y plataformas de desarrollo bidimensional basado en la historia de Los Tres Mosqueteros que ahora se estrena también en la plataforma de distribución digital de Nintendo, WiiWare. La historia, nos permitirá encarnar a uno de los tres mosqueteros de Alexandre Dumas más conocidos, Porthos, quien tendrá que ir en busca de sus compañeros secuestrados por el villano de turno. Muchos saltos, trampas mortales e infinidad de enemigos a los que abatir con nuestra espada son parte de la gracia de este título que, sin embargo, se queda lejos de los grandes del género.

Uno para todos, y todos para uno.
Compartir
HD

Diseño irregular

Con un planteamiento jugable de lo más tradicional, Los Tres Mosqueteros: ¡Uno para todos! se trata, como decíamos, de un juego de plataformas y acción de desarrollado bidimensional que combinará niveles con un notable diseño que nos harán disfrutar de lo lindo, con otros sumamente planos que nos propondrán avanzar hacia delante sin prácticamente ninguna variación en el camino. Este hecho, unido a la escasa duración del juego, lo alejan considerablemente de los grandes referentes del género, no siendo éste su único problema.

Queda claro desde el inicio de la partida que éste se trata de un juego destinado al público más joven de la casa, aunque esto no significa que superar todos los niveles del juego vaya a ser un paseo. Conforme avancemos en la aventura, los niveles serán más y más enrevesados, mostrando desafíos más complicados que requerirán de toda nuestra precisión a la hora de medir los saltos o dar las estocadas a los contrarios. En este sentido, el sistema de control es de lo más sencillo. Usándose la combinación Control Remoto y Nunchuck, controlaremos los movimientos de Porthos con el stick, mientras que con el gatillo Z nos agachamos, algo idóneo para protegernos de las flechas enemigas; con el botón B agarramos objetos como cajas, que deberemos mover para alcanzar zonas elevadas, por ejemplo, y el botón A nos permitirá saltar. La opción de pegar estocadas se reserva para el sensor de movimiento del control remoto, siendo éste en nuestra opinión uno de los principales defectos del juego. Y es que a la hora de la verdad, este sistema se muestra muy impreciso en el juego, por lo que habrá momentos en el que la estocada se realizará con cierto retardo –eso en caso de producirse-, lo que significa que perderemos tontamente un corazón de vida.

Nuestro héroe, como ya podréis intuir por lo dicho anteriormente, tendrá un contador de vida representado por varios corazones que podremos reponer recogiéndolos por los niveles. En caso de perder todos estos corazones nuestro héroe morirá, lo que nos llevará al inicio de la sección del nivel en la que nos encontremos. Pero si morimos varias veces, se terminará nuestra aventura y nos tocará iniciar de nuevo el nivel, algo que hará que la partida dure más de la cuenta para los usuarios menos avezados en el género, que obviamente encontrarán un cierto grado de dificultad en el juego. A saber: sierras mecánicas que subirán y bajarán repentinamente y que tendremos que esquivar con precisión; abismos que deberemos sortear con simples saltos o apoyándonos en objetos como cajas, que antes deberemos haber situado en zonas específicas (por ejemplo para evitar pisar unos pinchos), plataformas móviles que nos obligarán a afinar nuestros reflejos y, por supuesto, varios tipos de enemigos.

La mayoría de nuestros rivales se tratarán de soldados de distintos colores que se diferenciarán, únicamente, por el número de golpes necesarios para vencerlos. Así, los soldados azules serán más débiles que los de color marrón, por ejemplo, pero no actuarán de forma distinta. Y esto es un problema, puesto que todos los enemigos se limitarán a correr hacia nosotros sin preocuparse de nada más. Lógicamente, por muy estúpidos que sean estos rivales, el que vayan con las espadas afiladas apuntando hacia nosotros –no hablamos de nada sexual- implica que necesariamente tendremos que defendernos de ellos, por lo que habrá que sacar a relucir nuestra espada. Como decíamos anteriormente, esta acción la realizaremos agitando el control remoto de un lado a otro, pero el problema es que este sistema de control falla en más ocasiones de las deseadas, por lo que no será raro ver cómo, pese agitar el control remoto, Porthos no pega la estocada mortal que esperábamos. Algo realmente frustrante, sobre todo porque perderemos puntos de vida tontamente por este tipo de acciones, lo que perfectamente puede traducirse en repetir de nuevo un nivel completo.

Metacritic

Últimos análisis

Análisis
2014-12-19 14:04:00
Uno de los mayores clásicos se estrena en la nueva generación con una versión simplemente correcta que no aporta nada nuevo a la fórmula.
Análisis
2014-12-18 22:03:00
Ground Zeroes llega a PC con una acertada conversión que hace de aperitivo al esperado The Phantom Pain.
Análisis
2014-12-17 10:58:00
Con un retraso considerable, nos llega a través de la distribución digital la notable cuarta entrega de la saga ‘Rune Factory’, un título que por calidad y planteamiento, hace honores a los juegos anteriores.
Análisis
2014-12-16 16:29:00
De los creadores de la revisión de Shadow Warrior llega una plataformas divertido, pero con una importante crisis de identidad.