PEGI +7
PlayStation 3Compra The Unfinished Swan PSN en FNAC
Lanzamiento: · Género: Puzle / PS Network
También en: PS4 PSVITA
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Giant Sparrow
Producción:
Distribución: PlayStation Network
Precio: 12,99 €
Jugadores: 1
Formato: Descarga
Textos: Español
Voces: Español
Online: No
COMUNIDAD

PUNTÚA:
The Unfinished Swan PSN para PlayStation 3

ANÁLISIS

Análisis de Unfinished Swan PSN para PlayStation 3

Juan Rubio · 15/10/2012
El breve relato mágico que nos trasladará a un mundo nunca antes visto.
GRÁFICOS
-
SONIDO
-
TOTAL
8.2
DIVERSIÓN
-
JUGABILIDAD
-
Versión PS3. También disponible en PlayStation 4 y PSVITA.

Los videojuegos fueron creados con el propósito de entretener, pero durante sus décadas de evolución, se han visto con la fuerza suficiente para reinventarse a sí mismos y embarcarse en la búsqueda de la experiencia. El jugador ya no tiene que pasar simplemente un buen rato frente al televisor; ahora puede reír, llorar, tener miedo o simplemente, experimentar. The Unfinished Swan busca exactamente esto, que el jugador sienta algo que nunca haya experimentado antes, sorprenderlo, que descubra, y que sin darse cuenta, llegue a convertirse en alguien diferente a él.

Como casi todos los juegos que buscan innovar, han de tener muchísimo cuidado con los detalles que hacen que un juego pase de una experiencia innovadora a una experiencia inolvidable. Han sido muchos los que han querido ofrecer algo distinto a lo que cualquier jugador se puede encontrar en el mercado, pero se han acabado convirtiendo en una mera anécdota, algo que apenas unos días después de su lanzamiento el público general ha borrado de su ludoteca, si es que llegó a formar parte de ella. The Unfinished Swan sorprende, innova y respeta al jugador, pero ¿se convertirá en un título innovador o se convertirá en un título inolvidable? Averigüémoslo.

Único desde el primer momento

The Unfinished Swan empieza con un relato en forma de cuento infantil. Un relato sobre cuadros inacabados en el que uno en particular da título y línea argumental a la historia. El juego comienza, se desarrolla, y acaba respetando al jugador. Sabe que el jugador frente a la pantalla no es tonto. Sabe que no necesita que le expliquen cómo se controla un juego con apenas tres botones, y prefiere dejarlo en la nada para que explore y descubra, que ‘experimente’. El jugador se planta frente a una pantalla absolutamente en blanco, y está únicamente en su mano dar forma al entorno para poder progresar.

Sin duda, los primeros minutos del juego son una experiencia única, que nos muestra que The Unfinished Swan no quiere parecerse a nada que hayamos jugado antes. Descubrir el camino principal y los secretos se basa en nuestra agilidad mental, en nuestra percepción del entorno y en nuestra habilidad. Contamos con un camino guiado que tenemos que descubrir, por lo que la sensación de entorno abierto se hace ligeramente palpable durante los primeros minutos, aunque realmente esto no sea así. El comienzo de The Unfinished Swan nos parece que roza lo magistral, aunque por desgracia no todo el juego se mantiene al mismo nivel.

Una base para distintas experiencias

Como hemos dicho, el comienzo del título es excepcional. Descubrir el mundo frente a un lienzo en blanco (o negro) es una experiencia increíble... que dura poco. Como acabaréis viendo, Giant Sparrow, el estudio encargado del desarrollo de The Unfinished Swan, partió de este concepto, pero descubrió que varias horas de juego dando forma a un mundo "invisible" podría acabar convirtiéndose en una situación algo tediosa. A nosotros desde luego no llega a aburrirnos, quizá porque esta secuencia sólo dura unos minutos, pero sí que nos ha dejado con ganas de más. Y es que, poco a poco, el mundo va tomando forma, con sombras, luces y algunos colores que nos permiten desplazarnos con relativa normalidad.

No queremos entrar en detalles, porque pensamos que es mejor que el jugador vaya descubriendo poco a poco lo que The Unfinished Swan tiene reservado para él. Sí os adelantamos que, una vez que el escenario se "materializa", el planteamiento cambia. Dependeremos siempre de nuestro pincel mágico, pero lo tendremos que utilizar con fines distintos a pintar sobre el escenario. Serán varias y variadas las maneras en las que nuestro pincel nos permitirá progresar en el juego, pero lo mejor será que nosotros mismos descubriremos sus nuevas funciones, sin tutoriales o carteles que infravaloren nuestra habilidad con un escueto "haz X para ir a Y".