Sesión de Curiosidades: Volumen 4

Sesión de Curiosidades: Volumen 4

Juan Rubio · 16:27 21/1/2013
Una vez más volvemos a desenterrar estos secretos que nos permiten descubrir esas particularidades que los desarrolladores ocultaron a nuestros ojos.

CliffyB, un auténtico jugón

Cliff Bleszinski es uno de los nombres que con más fuerza han resonado en esta generación. El creador de la saga Gears of War se ha ganado su aparición en los medios, gracias a su aportación en forma de trilogía –con un cuarto episodio en desarrollo– exclusiva para Xbox 360. No podemos negar que Marcus y compañía nos han ofrecido una de las experiencias más divertidas y visualmente impactantes de la generación, con unos modos multijugador a través de internet a prueba de bombas que acumulan miles, si no millones, de horas de juego en Xbox Live. También es cierto que se ha ganado para muchos una fama de prepotente, a causa de distintos comentarios quizá un tanto desafortunados. Pero el también conocido como Cliffy B. nunca ha querido estar por detrás de nadie, y mucho menos, en las páginas de una revista.

El primer número de la recientemente desaparecida Nintendo Power, que publicó la propia Nintendo allá por 1988 recoge en una de sus páginas las puntuaciones más altas que algunos jugadores, por aquél entonces (y aun hoy en día la mayoría) anónimos, habían conseguido en juegos como Kid Icarus, Kung Fu, Mega Man, y, por supuesto, Super Mario Bros. Pues bien, ¿adivináis quién es el primer jugador de la clasificación con 9.999.950 puntos? En efecto, Cliff Bleszinski. Aunque con el apellido mal escrito y con la misma puntuación que el resto de competidores, el creador de Gears of War conseguía con tan sólo 13 años aparecer por primera vez en las páginas que acabaría acaparando algún tiempo después.

El LittleBigPlanet más educativo

Nosotros confiamos en los videojuegos como herramientas educativas. Los videojuegos pueden ofrecer, tanto de manera consciente como de manera inconsciente, distintas maneras de enseñar a sus usuarios, ya sea matemáticas, ciencias o idiomas. Hay algunos títulos –por desgracia, no los suficientes– que intentan cubrir este vacío, pero parece limitarse a los más pequeños de la casa. Es decir, parece haberse extendido la creencia un tanto generalizada de que, una vez que cumples los seis años, ya no se puede aprender con los videojuegos. Éstos se han probado útiles en la enseñanza, pero hasta el momento ningún "grande" se ha metido de cabeza en este sector. LittleBigPlanet 2, al menos lo intentó.

Media Molecule anunció el desaparecido "paquete para profesores" para este título hace casi dos años, pero aparte y en colaboración con Sony, trabajaron en una versión algo especial de LittleBigPlanet 2 pensada para adaptarse a las necesidades educativas, que formaba parte de su programa ‘ConecctED’. Esta versión era la llamada ‘LittleBigPlanet 2 Move Enabled, que permitía controlar el creativo juego de una manera más intuitiva para los que están menos acostumbrados a los controles tradicionales. Aparentemente no incluía ninguna adición en el contenido, y sólo habilitaba el mando de control de movimiento PlayStation Move de manera similar a la actualización que luego llegó a todos los usuarios.

Una vez más volvemos a desenterrar este fragmento, casi átomo, de lo que podríamos considerar la historia oculta de los videojuegos, mientras intentamos tocarla más o menos de la manera más amplia posible. Esperamos una vez más haberos contado, al menos, alguna curiosidad que desconocieseis, y haberos podido destapar un poco más esa labor de tantos desarrolladores que muchas veces queda al margen de las líneas que hablan de sus juegos, y, sobre todo, de esa cultura general del videojuego. Por nuestra parte, sólo podemos despedirnos de esta sesión con la promesa de volver, en la siguiente, cargados de curiosidades.