Otra forma de hacer juegos: Kerbal Space Program

Otra forma de hacer juegos: Kerbal Space Program

Daniel Escandell · 1:04 19/5/2013
La conquista del espacio hecha videojuego. Squad apuesta por una 'filosofía Minecraft' en Kerbal Space Program.

El mercado del videojuego se abre cada vez más a nuevas propuestas que buscan explorar con una intención bien definida las fronteras entre el ocio electrónico y el arte, investigar otras formas de narrar y, también, otros modelos de negocio. Minecraft fue un pionero en varios de estos frentes: un tipo de juego que, bien podemos decir, lleva el concepto Lego a lo digital y que nació comercialmente como una versión preliminar que fue madurando progresivamente apostando por un sistema en el que el usuario podía beneficiarse de un precio mucho más bajo si apostaba por comprar el juego antes de que este estuviera terminado.

Kerbal Space Program (conocido por su comunidad de jugadores como KSP) es otro de esos juegos abiertos que propone algo tan sencillo como complicado: poner en órbita nuestras naves. Lo que nos ofrece es un simulador de vuelo espacial que ha ido evolucionando desde su primera versión alpha, aparecida en junio de 2011, y que desde entonces ha dado pasos de manera continua.

Así pues, el juego nos pone en el planeta Kerbin y somos los responsables de su plan espacial, lo que significa que hay que diseñar el cohete, preparar la misión y conseguir volar hasta el espacio. Todo eso en un entorno abierto, sin objetivos concretos. Se supone que estos objetivos, incluyendo una suerte de modo historia con múltiples retos, están en la ruta del progreso del videojuego, pero ahora mismo esto no existe.

Conquista las estrellas con este gestor y simulador de programa espacial.
Compartir
HD

La cuestión es que ha conseguido unir a una comunidad de jugadores que ha crecido mucho en los últimos meses desde que el juego ha llegado a Steam, aunque se puede comprar también a través de la web de los programadores, el estudio Squad, con sede en México. Si a eso le unimos que se está acelerando también la creación de mods (es decir, kits de modificación para el juego creados por aficionados), nos encontramos con un entorno virtual que está siguiendo una senda muy similar a la que ya siguió el anteriormente citado Minecraft.

A lo largo de estas páginas vais a ver montones de vídeos subidos por la comunidad para mostrar sus logros en la conquista del espacio. No en vano, hay una comunidad de más de 70.000 usuarios registrados solo en los foros oficiales que discuten mucho sobre sus planes de futuro y sobre cómo conseguir los objetivos que se plantean. Empecemos con el vídeo de un pequeño fracaso en una versión muy preliminar del juego: