Joyas de Wii encerradas en Japón

Joyas de Wii encerradas en Japón

Daniel Escandell · 13:37 2/1/2013
Cada año multitud de juegos no salen de Japón. Exploramos el catálogo de Wii y seleccionamos algunas joyitas que nunca nos llegaron a estas tierras.

3. Earth Seeker

Wii recibió en Japón, en 2011, Earth Seeker, un juego de rol que planteaba la llegada de una nave a un nuevo mundo tras haber dejado el nuestro completamente arrasado. En un mundo postapocalíptico se unían en una nave los últimos restos de la civilización humana y esta partía en la misión definitiva: la búsqueda de un nuevo hogar, un nuevo planeta. La nave se estrella en un planeta desconocido y la maquinaria destinada a crear la climatología habitable se vuelve loca, creando un montón de problemas para los humanos que han sobrevivido, pero también para los habitantes nativos de este nuevo mundo.

Una aventura para Wii en la que buscar un nuevo hogar.
Compartir
HD

Varias compañías mostraron interés en traducir este juego para su lanzamiento al menos en América, pero esto finalmente no se ha producido y parece poco probable que se aproveche el impulso que puede representar Wii U para su comercialización, aunque quién sabe si es posible reconvertirlo en un juego de distribución digital, aunque sean varios gigabytes de descarga.

El título planteaba una aventura en la que el jugador debía colaborar con las especies originarias de este nuevo planeta que, cosas que pasan, resulta que se han aficionado a las bebidas alcohólicas humanas. Eso le sitúa en una situación peculiar: por un lado, el rencor hacia los humanos por la ocupación del planeta y los desastres que ha causado su llegada y, por otro, el interés en los bienes de esos mismos humanos.

Un nuevo juego de cazar monstruos para Wii que ha salido en Japón.
Compartir
HD

Con apenas 4.000 unidades vendidas su semana de lanzamiento, este juego creado por la compañía Crafts & Meister, que fundaron varios exmiembros de Capcom, pareció atraer el interés de compañías como Aksys Games o XSeed, pero finalmente ninguna se decidió a darle una oportunidad en el mercado occidental.

2. Captain Rainbow

Nick es un chico ordinario… en realidad es el Captain Rainbow, todo un héroe de la televisión en el pasado. Para regresar a la primera línea, Nick viaja a Mimin, una isla que, dicen, hace que los sueños se haga realidad. Ahí tendrá que hacer nuevos amigos, cumplir los deseos de sus habitantes y convertirse, de nuevo, en toda una estrella. Esa es la premisa de un juego que se lanzó en Japón en 2008 y del que durante mucho tiempo se especuló con su localización para los mercados occidentales, algo que finalmente no sucedió.

Plantas de todo tipo en una isla con extraños personajes.
Compartir
HD

Publicado por la propia Nintendo, se trata de una aventura de acción trufada de minijuegos. Hablamos con la gente, superamos varios retos y sumamos cristales. Cuando tenemos veinte, una estrella cae del cielo y entonces llega la acción directa, pues un extraño personaje quiere robar esas estrellas. Si conseguimos llevar esa estrella sana y salva hasta el altar del templo, entonces Nick puede pedir un deseo: el suyo o el de uno de los habitantes de la isla.

Además de contar con un aspecto artístico muy singular, el juego estaba lleno de guiños a la historia de Nintendo, con personajes como Birdo (de Super Mario Bros. 2), Little Mac (de Punch-Out!!), y, en general, un recorrido por títulos que van desde la saga Zelda hasta Advance Wars, por lo que el humor y el componente de complicidad con los jugadores veteranos estaba más que asegurado.

Todos esos guiños, ese humor singular (y en ocasiones abiertamente vulgar) no le sirvieron para triunfar en el mercado y apenas superó las 20.000 unidades vendidas. Quizá esto acabó pensando en su no localización fuera de tierras niponas. Una pena.