X

Análisis de Xbox ONE X ¿Merece la pena? - GUÍA DE COMPRA

Tras haber probado en profundidad la nueva consola de Microsoft os explicamos todas sus características y qué nos ha parecido.

¿Qué es Xbox One X?

Xbox One X es una nueva videoconsola desarrollada por Microsoft. Esta consola se presenta como la más potente del mercado y tiene como objetivo ofrecer sus juegos a una resolución nativa de 4K (sin necesidad de reescalado) y 60 fotogramas por segundo. Además, promete ofrecer la mejor versión en cuanto a calidad gráfica y rendimiento en los títulos de otras compañías.

Xbox One X será totalmente compatible con el catálogo de Xbox One, ya que en realidad es una revisión destinada a mejorar el hardware de la original, por lo que no tendrá videojuegos exclusivos y compartirá todo su catálogo de títulos propios con Xbox One, Xbox One S y Windows 10. Esta compatibilidad también se hará extensible al catálogo de títulos retrocompatibles de Xbox y Xbox 360, donde también habrá una optimización en el rendimiento sin necesidad de parches adicionales.

Fecha de lanzamiento y precio

Xbox One X saldrá a la venta en todo el mundo el 7 de noviembre de 2017 a un precio de 499 €.

La única versión disponible hasta la fecha es en color negro mate y con 1 Tb de almacenamiento. La caja incluye un mando inalámbrico (idéntico al original), un cable HDMI 2.0 (necesario para aprovechar su señal de vídeo compatible hasta 4K y 60 fps con HDR), y un cable de alimentación. También encontraremos una suscripción de un mes a Xbox Game Pass y 15 días de Xbox Live Gold.

Especificaciones técnicas y características

El objetivo de Microsoft con Xbox One X es ofrecer una consola premium para aquellos jugadores que quieran disfrutar de los videojuegos lanzados en esta plataforma con la mejor calidad gráfica y rendimiento. Para ello, Xbox One X configura su hardware como la consola más potente jamás creada, y ofrece una potencia de 6 teraflops, lo que significa 4,5 veces más potencia que Xbox One y Xbox One S.

Arquitectura: Se basa en el Scorpio Engine, un nuevo chip integrado que Microsoft ha diseñado en colaboración con AMD.

Procesador/CPU: Xbox One X presenta una CPU personalizada de 8 núcleos Jaguar Evolved a 2.3GHz (la de One era de 8 núcleos a 1.75GHz)

Memoria RAM: Tendrá una memoria de 12GB GDDR5 a 320 Gigabits por segundo de ancho de banda (frente a los 8GB DDR3 más 32 MB ESRAM que llegaban a ofrecer Xbox one).

Tarjeta gráfica/ GPU: La consola tendrá una GPU de 40 unidades de computación a 1.172 MHz, un salto enorme respecto a Xbox One, que contaba con 12 unidades a 853 MHz, lo que le permitirá ofrecer una resolución a 4K nativa en todos los juegos, aunque esta decisión está en manos de los desarrolladores de videojuegos.

Resolución y gráficos: El objetivo de Microsoft es poder ofrecer una resolución 4K real sin necesidad de reescalados o resoluciones dinámicas que se adapten según el estrés de los juegos. Sin embargo, en los videojuegos más exigentes se ofrecerán varias modalidades gráficas predefinidas para priorizar entre rendimiento y calidad visual, siendo el usuario el que seleccione la configuración según sus preferencias.

Disco duro y lector: Xbox One X ofrecerá un almacenamiento mínimo de 1TB de espacio (2.5 pulgadas). Además, incluirá un lector Blu-ray 4K UHD.

Rendimiento: La tasa de fotogramas por segundo dependerá de la optimización de cada videojuego, algo que también sucederá con las actualizaciones para los títulos que ya han sido lanzados, sin embargo, el objetivo de Xbox One X es alcanzar los 60 fps estables a una resolución de 4K nativos.

Potencia: Aproximadamente 6 teraflops.

Diseño: Ya hemos podido analizar en detalle el diseño de Xbox One X y lo hemos comparado con la versión S. El negro mate de los plásticos le da un acabado elegante, prescindiendo en esta ocasión de las perforaciones superiores, ya que cuenta con un avanzado sistema de refrigeración líquida con un disipador con cámara de vapor. En cuanto al tamaño y el peso es muy semejante a la versión S, y una vez más la fuente de alimentación está integrada dentro de la consola, lo que le da un aspecto más compacto y la convierte en el hardware más pequeño de la familia hasta ahora.

Mejoras gráficas y rendimiento

Parches de optimización

Microsoft ha hecho pública una página web en la que se muestran aquellos videojuegos que han sido o serán optimizados próximamente para Xbox One X. Esta lista se irá actualizando constantemente e indicará aquellos videojuegos que tengan resolución 4K y/o HDR, así como si la optimización ya está disponible o el plazo aproximado en el que llegará.

En total hay más de un centenar de videojuegos que estarán optimizados, entre los que se incluyen Gears of War 4, Forza Motorsport 7, Halo 5, Titanfall 2, The Witcher 3: Wild Hunt, Rise of the Tomb Raider, Fallout 4 o The Evil Within 2.

Retrocompatibilidad

Xbox One X tendrá el mismo catálogo de títulos retrocompatibles que Xbox One, por lo que disfrutaremos de un nutrido número de videojuegos de Xbox y Xbox 360. La gran ventaja de esta nueva consola es que recibirá parches de actualización para mejor la resolución y el rendimiento de muchos de estos títulos. Además, gracias al diseño de su hardware, los videojuegos antiguos que sean compatibles tendrán un mejor rendimiento sin que los desarrolladores tengan que hacer ningún ajuste adicional.

Centenares de títulos de Xbox 360 se aprovecharán de estas ventajas, algunos tan emblemáticos como The Witcher 2, Fallout 3 o Dead Space, algo que también sucederá con los 13 títulos de la Xbox original anunciados hasta la fecha:

Star Wars: Caballeros de la Antigua República , Ninja Gaiden Black, Crimson Skies: High Road to Revenge, Fuzion Frenzy, Prince of Persia: The Sands of Time, Psychonauts, Dead to Rights, Black, Grabbed by the Ghoulies, Sid Meier’s Pirates!, Red Faction II, BloodRayne 2 y The King of Fighters Neowave.

Comparativa: Xbox One X vs Xbox One S vs PS4 Pro

En esta guerra por conseguir la ansiada resolución 4K, Microsoft y Sony se están viendo envueltas en una batalla donde no pocos desarrolladores y expertos en hardware aseguran que el apartado técnico de PS4 Pro no es idóneo para competir en este terreno. Así, estudios como Remedy, Funcom, Square Enix o Moon Studios, entre otros, se han mostrado optimistas con los resultados que puede ofrecer el hardware de Xbox One para quienes esperen máxima calidad, ya que han prometido que un gran número de juegos de Xbox One X alcanzarán los 4K nativos.

Tabla comparativa

Xbox One XXbox OnePS4 Pro
CPU:8 núcleos X86 custom @ 2.3GHz8 núcleos Jaguar custom @ 1.75GHz8 núcleos Jaguar @ 2.1GHz
GPU Gráfica:40 unidades custom @ 1.172 MHz12 unidades GCN @ 853 MHz (914 en One S)36 unidades GCN mejoradas @ 911 MHz
Memoria RAM:12 GB GDDR5 @ 326GB/s8GB DDR3 (68 GB/S) y 32 MB ESRAM (204 GB/s en One y 219 GB/s en One S)8GB GDDR5 @ 218 GB/s
Disco duro:Mínimo 1TB (2.5 pulgadas)500GB / 1TB / 2TB (2.5 pulgadas)1TB 2.5 pulgadas
Lector:Blu-ray 4K UHDOne: Blu-ray

One S: Blu-ray 4K UHD

Blu-ray
Potencia:~ 6 teraflops1,31 teraflops4,2 Teraflops

Mejoras juegos Xbox One X

Xbox One X es totalmente compatible con el catálogo existente de Xbox One, y no solo eso, los juegos funcionarán mejor: de manera más estable, se verán a mayor resolución y tendrán menores tiempos de carga, ya que podrán usar toda la potencia del nuevo hardware.

Exclusivos Microsoft

Hasta la fecha hemos podido disfrutar de un reducido número de títulos optimizados para Xbox One X, algo que muy pronto irá cambiando, ya que con el lanzamiento oficial de la consola muchos videojuegos recibirán su correspondiente parche de actualización.

A fecha 3 de noviembre hay casi 30 títulos compatibles, optimizados para Xbox One X, y para la semana que viene se espera que esta cifra alcance los 70. En los próximos días iremos ampliando el reportaje cuando más juegos reciben su correspondiente actualización.

Gears of War 4

El título ahora se mueve a una resolución nativa de 4K con HDR y muestra una enorme nitidez en modelados y texturas, consiguiendo con ello un acabado visual espectacular. Además, ofrece un modo basado en el rendimiento que permite jugar la campaña a 60 fotogramas por segundo, algo que se alcanza sacrificando mínimamente el apartado visual. Sin duda, la mejora visual y de rendimiento es más que notable y, aunque la campaña es la gran beneficiada, el resto de modos lucen ahora mucho mejor.

Killer Instinct

El videojuego de lucha de Iron Galaxy consigue un rendimiento completamente estable a 60 fotogramas por segundo y con una resolución nativa de 4K. Esto permite que sigamos disfrutando de una perfecta fluidez en los combates y además tengamos una enorme nitidez en los modelados de personajes y escenarios, algo que se ve potenciado visualmente por la gran calidad de las texturas y espectaculares efectos de partículas. Es evidente que Killer Instinct se ha beneficiado enormemente de esta potencia adicional.

Halo 5: Guardians

La saga más emblemática de Microsoft no podía quedarse fuera de estas actualizaciones y ya ha recibido un parche que mejora el título de forma notable. El videojuego se mueve ahora bajo una resolución nativa de 4K y, aunque no tiene HDR, el rendimiento a 60 imágenes por segundo se mantiene estable en cualquier tipo de situación. Sin duda, Halo 5 se beneficia enormemente de la potencia extra de Xbox One X y dos años después de su lanzamiento sigue siendo un auténtico portento visual.

Quantum Break

El título de Remedy llegó a Xbox One con una gran calidad visual, pero con una resolución demasiado baja. Ahora, gracias a un parche de actualización con un tamaño aproximado de 74 Gb, podremos aumentar la resolución hasta 4K, consiguiendo también mejores efectos visuales. El enorme peso de las texturas ha incrementado mucho el tamaño de la actualización, algo que se volverá una tónica habitual en los títulos optimizados para Xbox One X. Pese a esta enorme actualización, lo cierto es que Quantum Break luce muy bien en la nueva consola de Microsoft y deja claras todas las bondades de la máquina.

Halo 3 (Xbox 360)

El mítico título de Bungie se ha actualizado con una resolución 4K nativa, HDR y mejoras en el texturizado y los efectos de luces. Es sorprendente comprobar lo bien que le sienta a un título de estas características las optimizaciones visuales, encontrando además un mejor rendimiento durante toda la campaña y tiempos de carga algo menores.

Disneyland Adventures

Las aventuras de Disney han mejorado su apartado visual con la llegada de Xbox One X. Es cierto que este título no es ningún portento gráfico, sin embargo, es interesante apreciar el cambio significativo en la calidad visual al dar el salto al 4K y utilizar HDR, momento en el que apreciamos una mayor nitidez y más matices visuales. Por su parte, el rendimiento se ha optimizado ligeramente y, aunque seguimos encontrando fallos importantes a nivel visual, la evolución es evidente.

Indies

El desarrollo independiente también se aprovechará de estas ventajas y títulos como Black Desert Online o Playerunknown's Battlegrounds tendrán un mejor rendimiento en Xbox One X. Además, estaremos muy atentos para ver si más videojuegos independientes salen con mejoras para esta nueva videoconsola.

Third parties

En cuanto a las third parties, muchas empresas se han mostrado entusiasmadas con el hardware de Xbox One X. Phil Spencer ha asegurado que muchos desarrolladores están interesados en la nueva consola, entre ellos "muchos estudios japoneses", mercado donde Microsoft nunca ha tenido especial éxito con la venta de sus consolas de sobremesa. Hasta ahora los títulos que hemos podido probar optimizados para Xbox One X son:

Assassin's Creed Origins

El nuevo Assassin's Creed es posiblemente una de las mejores demostraciones del poderío técnico de One X, y es todo un espectáculo jugando en un televisor 4K y con HDR, con una iluminación fantástica, unos escenarios repletos de detalles y una distancia de dibujado que parece no tener límites.

Si quieres probar un juego con One X y ver de lo que es capaz, este título es uno de los mejores ejemplos de cómo pueden mejorar las cosas en la nueva consola, moviendo con total soltura uno de los mundos abiertos más bellos que hemos visto nunca en un videojuego.

Titanfall 2

La obra de Respawn Entertaiment ha recibido un parche de actualización para Xbox One X con el que se aumenta la resolución hasta 4K, con HDR y 60 fotogramas por segundo. El propio estudio ha confirmado que en momentos puntuales la resolución puede ser dinámica para garantizar la estabilidad de la tasa de imágenes por segundo. El acabado final es mucho más nítido que el original y superior a lo que ya vimos en PlayStation 4 Pro, destacando las evidentes mejoras visuales en texturizado y efectos lumínicos.

FIFA 18

El título futbolístico de Electronic Arts también ha recibido un parche de actualización para Xbox One X que aumenta la resolución hasta 4K manteniendo en todo momento los 60 fotogramas por segundo. Esta evolución visual también se ve potenciada por la inclusión del HDR, el cual consigue una iluminación más detallada y un acabado más realista.

Need for Speed: Payback

La mítica saga de conducción de EA saldrá a la venta el próximo viernes 10 de noviembre, pero ya hemos podido jugar gracias a EA Access. En esta prueba de 10 horas hemos comprobado que Need for Speed mantiene estable su tasa de fotogramas por segundo y, aunque no alcanza resoluciones 4K ni cuenta con HDR, lo cierto es que el título luce muy bien.

Star Wars: Caballeros de la Antigua República (Xbox)

El famosos videojuego de Bioware llega retrocompatible a las plataformas de Microsoft y encuentra en Xbox One X el mejor lugar para lucir un acabado visual sorprendente. El título tiene ya más de 14 años y, aunque no hablamos de una revolución visual, hemos notado una mejora muy significativa en la calidad de las texturas, la nitidez de los modelados y el rendimiento. Gracias a todas estas optimizaciones vamos a poder disfrutar de una versión notablemente mejorada a nivel visual en uno de los mejores videojuegos creados por Bioware.

Estos son solo algunos de los títulos que hemos podido probar hasta la fecha, ya que la gran mayoría se irán actualizando después del lanzamiento de la consola. Por lo tanto, habrá que seguir esperando y estar muy atentos a las noticias para saber los títulos que van siendo actualizados para aprovechar la potencia extra de la consola.

Cómo funcionan los parches o actualizaciones 4K

Una de las novedades que anunció Microsoft es que los juegos que tengan disponible un parche 4K para Xbox One X, podrán descargar automáticamente una actualización completamente gratuita que les permita mejorar su nivel de calidad gráfica y de rendimiento, aunque los juguemos en un monitor normal o HD. Estos parches no se descargarán si estamos jugando en Xbox One.

Estas mejoras no sólo se limitarán a realizar un reescalado en la resolución, y ofrecer un rendimiento más estable, sino que además ofrecerán mejoras gráficas adicionales y variables en función de los juegos como la posibilidad de aumentar las texturas a 4K, activar el HDR, disfrutar de reflejos de mayor calidad, mejorar efectos como el LOD (nivel de calidad en función de la distancia de objetos) y poder poner sombras en alta definición, para poder disfrutar de los juegos con su máximo nivel gráfico en consolas.

Microsotf está trabajando en que este tipo de parches para Xbox One X para que estén disponibles no solo para los próximos videojuegos que se lancen, sino para poder actualizar una gran cantidad de juegos que ya se encuentran en el mercado. En esta página web puedes consultar todos los juegos que son y serán mejorados en Xbox One X.

¿Cómo mejoran los FPS y el rendimiento en los juegos?

Todo lo anteriormente expuesto, no quiere decir que si antes un juego funcionaba a 30fps ahora lo hará a 60fps, pero sí que funcionarán de manera más estable alcanzado sin problemas ambos objetivos, ya sean los 30fps o los 60fps, unas tasas de imágenes que vienen limitadas por los propios desarrolladores. Los juegos que tenían resolución dinámica, como Doom, Halo 5: Guardians, Gears of War 4 o Battlefield 1, ahora no tendrán problemas para mostrarse a 1080p sin bajadas.

También se añadirá filtrado de texturas mejorado, y tiempos de carga más rápidos en todos los juegos, algo que se debe al aumento de la potencia de la CPU y a un disco duro más rápido.

Opinión, valoración y análisis de la Redacción

Mucho se ha hablado durante los últimos meses sobre Xbox One X, la nueva consola de Microsoft destinada a optimizar visualmente los títulos presentes y futuros con el 4K y los 60 fps como estándar. Después de haber jugado durante varias semanas a obras como Gears of War 4, Titanfall 2, Halo 5: Guardians, Killer Instinct y multitud de juegos retrocomptabiles de Xbox y Xbox 360, me ha quedado muy claro que Microsoft ha hecho un trabajo sensacional con esta nueva videoconsola.

Si tomamos como referencia la Xbox One original la diferencia técnica es enorme, contando con resoluciones 4K, 60 fps y HDR en títulos que han mejorado notablemente su rendimiento y que ahora lucen de maravilla. Es cierto que PS4 Pro ya ofrece mejoras importantes tanto en títulos exclusivos como de otras compañías, sin embargo, la consola de Sony se queda varios escalones por debajo en cuanto a rendimiento y calidad visual, y eso que todavía no se han desarrollado videojuegos que tengan en mente desde su concepción la potencia extra de esta nueva consola.

Por lo tanto, si tenemos una televisión 4K con HDR y queremos jugar con la mejor calidad posible (evitando aquí hacer referencia a los ordenadores), está claro que Xbox One X se ha convertido en la mejor opción de compra, y bastante más interesante que PS4 Pro en este sentido. Sin embargo, en caso de tener ya la consola de Sony, lo cierto es que todavía es pronto para ver si las diferencias visuales serán lo suficientemente grandes en todos los títulos como para justificar un desembolso de 500€. Por su parte, si somos poseedores de una Xbox One original, el salto es más que recomendable, algo que desgraciadamente también sucede si durante este año hemos adquirido un modelo S.

Sin duda, aunque cada uno tendrá que valorar la decisión, Xbox One X es un auténtico prodigio tecnológico y de ahora en adelante todo aquel que tenga una en su salón estará obligado a jugar todos los títulos en esta plataforma, algo que no sucedía desde los tiempos de Xbox 360.

Alfonso Arribas -Redactor Vandal-

Desde el primer momento en el que entras en contacto con Xbox One X te das cuenta de que estás frente a algo bien hecho. Microsoft ha aprendido de sus errores, y quiere solucionarlos todos con su nueva consola. Desde el diseño hasta la respuesta de su interfaz, sin olvidar, obviamente, su potencia, Xbox One X es una consola que mejora en todo a la Xbox One original.

Yo, como usuario que se compró su Xbox One el día de lanzamiento, tengo sentimientos un tanto enfrentados –ahí está mi Kinect cogiendo polvo, ahí están mis "exclusivos" por los que me compré una consola que salieron meses después en PC–, pero como una persona que vive por y para los videojuegos, me alegra enormemente ver que Microsoft entiende el mensaje.

Xbox One X ofrece además la posibilidad de capturar vídeos a 4K, 60 imágenes por segundo y HDR, algo para lo que necesitarías una capturadora que cuesta cientos de euros –y algunas hasta más de mil–, lo que le da un valor añadido a quienes disfrutan o trabajan mostrando juegos.

Con Xbox One X, Microsoft también mejora la retrocompatibilidad, y nos ofrece la oportunidad de conseguir "remasterizaciones HD" gratuitas (si ya tenemos el juego) de algunos títulos, algo que los que disfrutamos con las viejas glorias o los juegos que en su día nos perdimos valoramos mucho.

Por último, se va a convertir en la plataforma con más servicios (Games with Gold, Game Pass, EA Access) y con los mejores gráficos para los títulos multiplataforma, lo que le puede dar ventaja en una batalla donde no iba ganando. Xbox One me ilusiona, y a nivel personal sólo espero que Microsoft se ponga las pilas y empiece a lanzar juegos exclusivos sobresalientes que le pongan la guinda al pastel.

Juan Rubio -Redactor Vandal-

Preguntas frecuentes

¿Puedo capturar vídeos a 4K y a 60fps?

Sí, en Xbox One X podremos usar GameDVR para capturar vídeos a 4K y 60fps, lo que supone un gran incremento respecto a Xbox One, que podía capturar a 720p y 30fps.También se ofrecerá una nueva característica, las capturas de vídeo retroactivas, con lo que podremos elegir las capturas exactas que queramos, eligiendo el frame exacto.

También podremos utilizar un disco duro externo como almacenamiento multimedia de nuestras capturas, lo que permite aumentar la capacidad de guardado a 4K y 60 fps de 2 minutos a 1 hora. Entre las opciones de captura más avanzadas también podremos elegir entre capturar a 4K y 60 fps en SDR o HDR, siendo esta última opción compatible únicamente con los televisores y monitores que tengan esta tecnología.

Si queremos extraer las imágenes y vídeos capturados con nuestro disco duro podremos hacerlo en cualquier momento gracias al almacenamiento externo, sin embargo, si grabamos dentro de la propia consola solo podremos hacerlo si lo subimos el material a la nube de One Drive.

La calidad de captura de vídeo a 4K y 60 fps es muy buena, ofreciendo una media de 24.000 kbps tanto en el almacenamiento externo como en One Drive.

¿Es posible utilizar un disco duro externo para grabar mis capturas?

Sí, Xbox One X incluye la posibilidad de conectar un disco duro externo USB 3.0 para almacenar automáticamente todo el contenido capturado, tanto imágenes como vídeos. Para utilizarlo simplemente tendremos que formatearlo a NTFS y una vez conectado a la consola indicar que lo queremos usar como disco multimedia.

¿Es posible retransmitir partidas a 4K y 60 fotogramas por segundo?

Sí, gracias a Xbox One X podremos emitir nuestras partidas en streaming a una resolución de 4K y a 60 fotogramas por segundo.

¿Se puede jugar sin TV 4K?

Sí, puedes jugar, pero Spencer ya dijo que no exprimirías todo el potencial de One X. No obstante, muchos de los juegos de Xbox One recibirán automáticamente un parche para Xbox One X con el que se mejorará su rendimiento y calidad de imagen incluso en una televisión de 1080p.

¿Se puede colocar la consola en posición vertical?

Sí, Xbox One X cuenta con un soporte adicional (se vende por separado) que permite colocar la consola en posición vertical.

¿Es como un PC?, ¿tendrá juegos exclusivos?

La Xbox One X ha sido creada con el objetivo de poder ofrecer a los jugadores la potencia de un PC con las comodidades de una videoconsola por lo que podríamos decir que la nueva de Microsoft es como un PC de bajo coste optimizado y especializado únicamente en videojuegos.

Respecto a la exclusividad, Xbox One X no tendrá juegos exclusivos, todos sus juegos también se podrán jugar en Xbox One y Xbox One S.

¿Es compatible con todos los periféricos y accesorios de Xbox One?

Está confirmado que One X será compatible con todos los accesorios de Xbox One. El mando que incluye Xbox One X es idéntico al de Xbox One.

¿Es una consola de nueva generación?

El concepto de nueva generación parece ser cada vez más difuso cuando hablamos de Xbox, ya que Microsoft no precisa cuáles son los planes a medio-largo plazo, pero lo cierto es que la empresa siempre ha afirmado que One X y los modelos de Xbox One convivirán en un mismo ecosistema. De hecho, la tecnológica de Redmond está integrando también como parte del ecosistema a Windows 10, ofreciendo en sus títulos exclusivos juego cruzado en los modos online entre las distintas plataformas.

¿Es compatible mi suscripción Xbox Live Gold y Xbox Game Pass?

Sí, al iniciar Xbox One X podremos vincular nuestro perfil y automáticamente nuestras suscripciones Xbox Live Gold y Xbox Game Pass estarán disponibles.

También la suscripción EA Access se mantendrá si ya estamos suscriptos.

¿Puedo ver películas Blu-ray 4K UHD?

Sí, Xbox One X, al igual que Xbox One S, incluye un lector Blu-ray compatible con películas 4K UHD con HDR.

¿Existe la posibilidad de conectar un disco duro externo para almacenar mis videojuegos digitales?

Sí, Xbox One X, al igual que los modelos anteriores, incluye la opción de conectar un disco duro externo para almacenar nuestras compras digitales. Para ello solo tendremos que usar un modelo USB 3.0 e indicar en la consola que es un dispositivo de almacenamiento.

¿Hay algún indicativo en la biblioteca digital que nos diga si un juego está o no optimizado para Xbox One X?

Sí. Hay una pestaña en la que podemos clasificar nuestros juegos como "Juegos de la categoría Mejorados Xbox One X", y así filtrar y ver solo los juegos que han recibido un parche de mejora para One X.

¿Es compatible Xbox One X con Dolby Atmos?

Sí, la nueva consola de Microsoft viene preparada para el estándar sonoro Dolby Atmos.

¿Se ha reducido el ruido de la consola respecto a Xbox One S?

Sí, después de muchas horas de juego hemos notado que Xbox One X es algo más silenciosa que el modelo anterior, principalmente porque al no tener un gran ventilador superior para la refrigeración se suprime este ruido.

¿Xbox One X se calienta más que el modelo anterior?

No hemos notado un incremento o descenso en la temperatura del hardware después de muchas horas de uso respecto a Xbox One S, por lo que los estándares de temperatura se mantienen bajos y estables.

¿Si tengo una Xbox One X podré seguir jugando online con mis amigos si ellos tienen Xbox One o Xbox One S?

Sí, la nueva consola de Microsoft forma parte de su ecosistema, por lo que seguiremos jugando online con el resto de usuarios, e incluso algunos videojuegos exclusivos también compartirán el entorno online con Windows 10.

¿Habrá que pagar por las actualizaciones gráficas de los juegos en Xbox One X?

No, todas las actualizaciones lanzadas para sacar provecho de la potencia de Xbox One X serán gratuitas y se descargarán automáticamente en esta plataforma.

¿Se ha optimizado el tiempo de instalación desde el disco?

No, en nuestras comparativas los tiempos de instalación desde el disco son idénticos en Xbox One S y Xbox One X.