PEGI +7
Xbox 360Compra Sonic Generations en FNAC
Lanzamiento: · Género: Plataformas
También en: PS3 3DS PC
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Sega
Producción:
Distribución: Sega
Precio: 59,90 €
Jugadores: 1
Formato: DVD
Textos: Español
Voces: Español
Online: No
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Sonic Generations para Xbox 360

#71 en el ranking de Xbox 360.
#373 en el ranking global.
ANÁLISIS

Impresiones de Sonic Generations para Xbox 360

Jorge Cano · 14/10/2011
Probamos a fondo el que no solo es un perfecto homenaje para celebrar el 20 aniversario, sino también uno de los mejores juegos de toda la saga.

Ya queda poco, el 4 de noviembre Sonic Generations estará en las tiendas, algo que llevamos esperando con ganas varios meses. Ayer Sega nos dio la oportunidad de probar durante más de dos horas, cinco actos -Green Hill, Chemical Plant, Sky Sanctuary, Speed Highway y City Escape- y un jefe –Death Egg Robot, el jefe final de Sonic 2- de la versión para PlayStation 3, Xbox 360 y PC, aunque también pudimos echar un pequeño vistazo a la versión de Nintendo 3DS. Además y lo que es muy importante, hemos comprobado cómo es el mundo que conecta los diferentes niveles, y hemos jugado todos los desafíos de Green Hill –cinco para el Sonic moderno, otros cinco para el clásico-. Todo esto nos ha servido para confirmar lo que diversos vídeos y anteriores contactos ya apuntaban, que nos encontramos ante el mejor Sonic de los últimos años, un excelente homenaje que volverá literalmente locos a los seguidores de la saga, con mil y un detalles, referencias y guiños al universo Sonic, algunos que solo serán capaces de detectar los más acérrimos del puercoespín azul de Sega.

Se muestra en un nuevo tráiler.
Compartir
HD

Al iniciar, cuando ni siquiera hemos empezado a controlar a Sonic, el juego ya te da un certero golpe de nostalgia en la pantalla de inicio, que ya veréis, pero es maravillosa y perfecta. Tranquilos que no os vamos a desvelar nada más de la cuenta y que os pueda fastidiar la sorpresa, no porque no queramos –que también-, sino porque Sega no nos deja hablar de ciertas cosas que hemos visto, algunas muy interesantes y que os encantarán. De lo que sí podemos hablaros es de su mundo central, una especie de tapiz en blanco en dos dimensiones, con el acceso a los mundos o actos distribuidos a lo largo en dos dimensiones, y por el que nos movemos con Sonic pudiendo cambiar, instantáneamente, entre el clásico y el moderno con tan solo pulsar un botón. Según desbloqueamos y superamos las fases, este mundo va cobrando vida y tomando color, y es genial cómo cuando pasamos por la zona de una fase, la música va cambiando a la perteneciente a esta.

Al primer mundo que jugamos fue lógicamente Green Hill del primer Sonic, y cuando llegas a sus puertas, viendo una bonita representación del nivel, puedes decidir entrar y elegir uno de los dos actos: el primero con el Sonic clásico, el segundo con el moderno, siendo siempre igual para todos los mundos. Aunque esta fase ya la habéis podido probar muchos en diversas ferias, o hace unos meses cuando salió la demo en el bazar de Xbox Live y en la Store de PlayStation Network, hay que decir que nos ha sorprendido gratamente. Entonces se movía un poco brusca, con falta de fluidez, y el control no iba del todo fino, sobre todo con el Sonic clásico. Ahora no hay nada de eso, se mueve perfecto, fluido y rápido, con unos gráficos preciosos y el control se ha mejorado, siendo impecable.

Cuando completas las dos fases correspondientes a los dos Sonic de un mismo mundo, este se colorea, aparece en su entrada un personaje de la saga que nos da consejos –Tails, Knuckles, Amy, etcétera-, y se desbloquean diez desafíos, cinco para cada Sonic. Estos son muy variados, cogiendo segmentos de las fases normales, modificándolas, y hasta cambiando su ambientación, sin duda un gran añadido. En cinco puertas que salen alrededor de la fase principal, a las que tenemos que llegar saltando y siendo algo hábiles, se encuentran estos desafíos. Por ejemplo en el primero con Sonic clásico, nos tenemos que enfrentar a un doble, que nos reta para ver quién llega antes a la meta. Con el Sonic moderno, tenemos que llegar a un lugar del nivel antes de que se acabe el tiempo, pero con el añadido de que ahora las plataformas se derrumban a nuestro paso, regenerándose a los pocos segundos, lo que dificulta las cosas bastante en caso de fallar algún salto.