PEGI +18
Xbox 360Compra Homefront en FNAC
Lanzamiento: · Género: Acción
También en: PC PS3
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Kaos Studios
Producción:
Distribución: THQ
Precio: 69,95 €
Jugadores: 1-32
Formato: 1 DVD
Textos: Español
Voces: Español
Online: Sí
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Homefront para Xbox 360

#529 en el ranking de Xbox 360.
#3368 en el ranking global.
ANÁLISIS

Análisis de Homefront para Xbox 360

Jorge Cano · 18/3/2011
Una nueva franquicia de acción en primera persona con una campaña modesta pero con un gran multijugador.
GRÁFICOS
7.5
SONIDO
8.5
TOTAL
8
DIVERSIÓN
8
JUGABILIDAD
8
Versión Xbox 360. También disponible en Ordenador y PlayStation 3.

En estas semanas estamos teniendo una abundante lluvia de juegos de acción en primera persona, y no sabemos si el mercado será capaz de digerirla, con unas primeras "gotas" de la talla de Killzone 3 y Bulletstorm, pasando por este Homefront y llegando a Crysis 2. Diferentes propuestas enmarcadas en un mismo género, que proponen cosas distintas pero que llegan muy cercanas en el tiempo. El título hoy aquí tratado -junto a Killzone 3- es sin duda la apuesta menos arriesgada y más continuista respecto a otros de los grandes éxitos del género, y aunque las comparaciones siempre son odiosas, es inevitable hacerlo con el superventas Call of Duty, con el que comparte muchos elementos.

Vídeo que narra los acontecimientos históricos hasta el comienzo del juego.
Compartir
HD

Este segundo trabajo de los neoyorquinos Kaos Studios, tras el correcto Frontlines: Fuel of War de 2008, ha ido generando cada vez más ruido desde su anuncio en el E3 de 2009, hasta llegar a estos últimos meses en los que se ha convertido en un título esperado por muchos y con cierta expectación a su alrededor. Culpa de esto se debe a su interesante planteamiento argumental, para lo que se ha contado con un nombre de la industria del cine como el de John Milius -guionista de películas tan famosas como Apocalypse Now o Conan el Bárbaro-, así como las buenas impresiones de la prensa al probar en meses anteriores su faceta multijugador.

Y en este último aspecto Homefront no decepciona para nada, incluyendo unos notables combates en línea hasta para 32 jugadores, con los que disfrutar horas y horas pegando tiros. Pero donde sí decepciona, y de diversas maneras, es en la campaña para un jugador, que por decirlo de una manera directa y usando un calificativo quizás demasiado severo, es bastante mediocre.

Defiende Estados Unidos de unos norcoreanos muy cabreados

Tras la muerte en 2012 de Kim Jong-il, su hijo Kim Jong-un se convierte en el líder de Corea del Norte, logrando más adelante unificar las dos Coreas. En los años siguientes una serie de factores hacen que la economía norteamericana caiga en picado: un conflicto en Oriente Próximo que provoca que el precio del petróleo se dispare a niveles insostenibles, lo que sumado a una epidemia que acaba con la vida de seis millones de estadounidenses, deriva en la desaparición del dólar e incluso un éxodo masivo de personas hacía los países limítrofes de Canadá y México. Este caos es aprovechado por la nueva Corea que lanza un supuesto nuevo satélite de comunicaciones, que en realidad resulta ser un arma encubierta, que mediante un pulso electromagnético deja sin energía eléctrica a los Estados Unidos. Acto seguido y sin apenas complicaciones, el ejército popular coreano invade el país, haciéndose con el control de la nación.

La acción transcurre en 2027 y aunque hemos intentado resumir los acontecimientos en unas pocas líneas, la base de la historia es más compleja y completa, y vamos descubriendo más detalles de todo los hechos ocurridos desde el ascenso al poder de Kim Jong-un hasta la situación actual del juego en diversos periódicos que vamos encontrándonos por el camino -y que brillan en la oscuridad por cierto...-. Pero de nada sirve tener una historia tan elaborada, interesante y atractiva como base si luego lo que se construye o se cuenta sobre ella es irrelevante e inexistente, y no se desarrolla más allá de la premisa inicial. Encarnamos a Robert Jacobs, un ex-piloto que por azares del destino y tras ser rescatado de manos del ejército norcoreano acaba combatiendo codo con codo con la fuerza de resistencia norteamericana. Iremos luchando de acá para allá en diversas batallas sin mucha más justificación ni giros argumentales, y es sorprendente de qué manera se desperdicia el estimulante planteamiento inicial.