WiiCompra Sin and Punishment: Successor of the Skies en FNAC
Lanzamiento: · Género: Acción
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Treasure
Producción:
Distribución: Nintendo
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Sin and Punishment: Successor of the Skies para Wii

#74 en el ranking de Wii.
#1092 en el ranking global.
ANÁLISIS

Análisis de Sin and Punishment: Successor of the Skies para Wii

Macarena Mey · 14/5/2010
Regresa la joya de Treasure y mantiene el listón alto.
GRÁFICOS
9
SONIDO
9
TOTAL
9
DIVERSIÓN
8.5
JUGABILIDAD
9
Versión Wii.

Cuando el ciclo de la consola estaba terminando, un título muy interesante apareció en Nintendo 64 y que dio bastante de que hablar antes de su lanzamiento. Este juego, creado por Treasure, se llamaba Sin and Punishment y muy pronto se convirtió en todo un clásico, además de por su innegable calidad, por el hecho de que no saliese de Japón. Esto no fue demasiado extraño, pues muchos eran los juegos que no salían de la frontera nipona, aunque el caso de este juego fue algo especial, ya que salió directamente con las voces en inglés (y textos en japonés) lo que hacía suponer que se había pensado en el mercado occidental durante su desarrollo. Sea como fuere, el juego no llegó a nuestro país, hasta que el año pasado la consola virtual recibió el título en todos los territorios, de forma que aquellos poseedores de una Wii que se quedaron con las ganas de probarlo en su día pudieron disfrutarlo. El juego vendió realmente bien en su versión digital, motivo que animó a los chicos de Treasure a lanzar una segunda parte del juego, Sin and Punishment: Succesors of the Skies.

La historia del juego es algo confusa, comenzando el juego con los dos protagonistas tratando de huir a bordo de una nave. Desgraciadamente son atacados por los enemigos y acaban estrellándose contra la tierra. Aquí tendrán que tratar de escapar de sus perseguidores, los creadores, que tratan de acabar con la vida de Kachi a quien el joven protagonista, Isa, se propone salvar, a pesar de que en un principio había recibido órdenes de matarla. La historia se va desarrollando mediante escenas de video realizadas con el motor del juego, aunque lo cierto es que ni es demasiado interesante ni está especialmente bien contada. De cualquier modo, esto no importa, pues en cuanto nos pongamos a jugar desearemos pasar a la siguiente fase y nos olvidaremos del resto.

Un ritmo frenético

La jugabilidad del juego bebe mucho del original, aunque presenta algunos cambios. En esencia, nos encontramos con un juego de acción en el que debemos disparar a todo lo que aparezca en pantalla (que no será poco). Podremos movernos de izquierda a derecha y de arriba abajo, pero no en profundidad (esto lo hará el personaje automáticamente), mientras apuntamos a nuestros enemigos y rechazamos sus proyectiles. Otra forma de atacar será cuerpo a cuerpo, que además de para infringir bastante daño, será el movimiento que usemos para devolver ciertos ataques o detener fuego ligero. Por último, podremos cargar el disparo, de forma que lanzaremos un ataque mucho más potente que cortará las acciones de los enemigos. Sin duda el ritmo de juego es frenético, y nos encontraremos con decenas de enemigos campando por la pantalla y disparándonos. Pero si este ritmo es algo muy positivo, no lo sería si la jugabilidad planteada no estuviese a la altura, y hemos de decir que Treasure ha acertado.

A la hora de jugar podremos usar el mando y el nunchuck, el mando clásico, el zapper o el mando de Gamecube. Con el mando de Wii usaremos nunchuck para movernos y el puntero para dirigir nuestros disparos, teniendo la opción de fijar el blanco para asegurar nuestros aciertos a costa de perder potencia. Además de disparar y volar por el escenario, nuestro personaje podrá saltar y esquivar, algo imprescindible si queremos sobrevivir ante la ingente cantidad de disparos que vendrán a por nosotros. También está la opción de fijar el blanco, algo que hará que nuestros disparos hagan menos daño pero que será muy útil para redirigir los proyectiles enemigos. Si decidimos usar el mando clásico de la consola o usar el mando de Gamecube, moveremos al personaje con la palanca izquierda, mientras que con la derecha movemos el puntero. La verdad es que nos gusta bastante más el manejo con mando y nunchuck, aunque se agradece que hayan incluido distintas opciones.