GameCubeCompra Beyond Good & Evil en FNAC
Lanzamiento: · Género: Aventura
También en: PS2 XBOX PC
FICHA TÉCNICA
Desarrollo: Ubi Soft
Producción:
Distribución: Ubi Soft
Precio: 29.95 €
COMUNIDAD

PUNTÚA:
Beyond Good & Evil para GameCube

#22 en el ranking de GameCube.
#758 en el ranking global.
ANÁLISIS

Análisis de Beyond Good & Evil para GameCube

Daniel Escandell · 16/3/2004
Unos meses más tarde llega a Europa la entrega para Xbox y GCN de esta aventura de Ubi Soft que ya nos deleitó en PS2 y PC, una aventura que busca ir más allá del bien y del mal.
GRÁFICOS
9.5
SONIDO
9.5
TOTAL
9.2
DIVERSIÓN
9
JUGABILIDAD
9
Versión GameCube. También disponible en PlayStation 2, Xbox y Ordenador.

http://www.vandal.net/media/1254/2004114124451_1b.jpg|2004114124451_1|BG&E al fin llega a GameCubePoco más de lo que ya se ha dicho se puede comentar sobre el trío que Ubi Soft tenía planeado lanzar para las consolas de sobremesa para finales de 2003 (me estoy refiriendo, por supuesto, a XIII, a Prince of Persia: The Sands of Time y al título que nos ocupa). Los tres juegos atesoran una calidad digna de ser destacada en sus respectivos géneros, y se han convertido en pequeños estandartes –en mayor o menor medida- de lo que una compañía debe ofrecernos a los usuarios. Sin embargo, por diversas cuestiones, Prince of Persia sólo se comercializó en Navidades para PS2, PC y GBA y nos hasta hace poco que hemos podido disfrutarlo en las otras dos consolas actuales. Y lo mismo sucedió con Beyond Good & Evil, del que los usuarios de PS2 llevan tiempo disfrutando. Ahora, sin embargo, el juego está disponible en todas las consolas de sobremesa también en Europa, y a precio reducido desde el lanzamiento, así que veamos si la espera ha merecido la pena.

Una aventura diferente

En los últimos tiempos, los juegos que podríamos encasillar dentro del género de aventura de acción o, para ser totalmente claros, de "tipo Zelda" no han cosechado grandes éxitos. Prueba de ellos es el mediocre –siendo benevolentes- The Hobbit, un ejemplo de lo que no debe hacerse en un videojuego. ¿Y BG&E? ¿Cumple las expectativas? La respuesta es clara: sí. ¡Y de qué modo! Pero no nos engañemos: si alguien busca un intento de copia de Zelda va listo, porque este juego no se lo va a ofrecer. Es cierto que recupera elementos, incorporándolos magistralmente en el estilo de esta aventura, y que algunos esquemas de control son bastante parecidos, pero ésta es una creación original de Michel Ancel (conocido por crear Rayman) en la que se combinan muchos aspectos de muchos géneros, y tildar al juego de, precisamente, "tipo Zelda" sería algo reduccionista y bastante injusto para con lo que en realidad ofrece al jugador, pero no por eso menos atrayente para el público (no en vano, la propia contraportada de la caja del juego cita parte de un análisis en el que se le relaciona con el clásico juego de Nintendo). Para empezar la trama es mucho más compleja de lo que esperamos habitualmente en un juego como éste (es más, durante un momento del desarrollo se cambió el diseño de la protagonista, Jade, para hacerla algo más sensual), empezando por la propia presentación en forma de informativo televisado. La colocación in media res del jugador, esto es, en mitad de la acción, sin muchos antecedentes funciona perfectamente, pues consigue atraparnos, y presentarnos un mundo en guerra, unos periodistas hipócritas, y, más adelante, toda una trama política sobre la que reposa el argumento principal del juego. La conspiración, los dobles juegos, una población dividida y los misterios sin resolver serán, pronto, la tónica habitual en nuestro avance por el juego.

Nuestra principal arma será un bastón, muy en la línea de, por ejemplo, Star Fox Adventures. Su control será muy sencillo, y se nos enseñará a manejarlo francamente pronto en el juego. Pero no sólo éste nos acompañará en la aventura, pues contaremos también con una cámara de fotos, elemento esencial en el juego, con la que fotografiar todas las especies animales que nos encontremos y, además, cumplir con los encarguitos que nos hagan. Y es que Jade es una periodista freelance a la que le encargarán trabajos, entre los que primará el descubrir la oscura trama de conspiraciones que llevan a cabo las fuerzas del Estado (y éste mismo). Con este sistema de misiones por encargo, la aventura avanzará de una forma bastante dinámica, pero, pese a lo que pueda parecer, no cae en la linealidad que podríamos llegar a esperar de un planteamiento como éste. Para desplazarnos, además, contaremos con un hovercraft (o algo por el estilo) creado por Zerdi, el porcino compañero de Jade (si no tenemos en cuenta al ordenador-holograma con acento italiano, claro). Este trasto, por cierto, será mejorable según avancemos en el juego y podamos comprar accesorios y demás trastos. Para esto será esencial estar atentos al mundo que nos rodea, pues al hacer fotos a la diversa fauna de este mundo las mandaremos directamente al laboratorio científico que nos ha contratado, y, en función de la rareza del bicho, se nos pagará en créditos. Hay, además, otro tipo de moneda, que obtendremos al eliminar enemigos, ganar carreras con nuestro hovercraft, y en muchos minijuegos. Estas monedas (mejor llamadas perlas) son de gran utilidad, pues será lo único que nos aceptarán en uno de los puntos esenciales de la aventura para comprar muchísimas cosas para Jade, el cochino o la nave.

Metacritic

Últimos análisis

Análisis
2014-11-03 18:17:00
La referencia de los juegos de gestión y simulación futbolística nos da, gracias a una entrega más completa y pulida que nunca, absoluta libertad de acción y cátedra en eso de dirigir un club de fútbol.
Análisis
2014-11-03 09:14:00
La guerra del futuro trae aire fresco a la saga en una entrega que sin ser una revolución, mejora en todos los aspectos lo visto el año pasado.
Análisis
2014-11-02 19:10:00
Tras una larga espera, Shin Megami Tensei IV llega finalmente a Europa para hacernos disfrutar de una gran aventura de rol que ningún fan del género se querrá perder.
Análisis
2014-11-01 16:38:00
Un juego arcade que toma la fórmula de Pac-Man y Snake para dar algo muy adictivo.